$17 mill
Lo que costó la vivienda del expresidente Saca, según demandante.
Es una denuncia totalmente falsa. Lamento que, en el contexto de una campaña política, se utilicen este tipo de mentiras.”
Elías Antonio Saca
expresidente de la República
Elías Antonio Saca, expresidente de la República y candidato presidencial por la coalición Unidad, fue demandado ayer en la Fiscalía por lavado de dinero y activos. La demanda fue interpuesta por el abogado Ricardo Ernesto Núñez.

“Vine a interponer una denuncia en contra del señor Elías Antonio Saca. La ley a mí me faculta y me dice que tengo la obligación de denunciar cuando yo me dé cuenta que se esté cometiendo algún tipo de ilícitos”, dijo Núñez.

La demanda es fundamentada por el abogado en tres puntos: la utilización de $219 millones que habría movido Saca de diferentes ministerios para la partida secreta de la presidencia. Según la demanda, Saca no ha podido explicar en qué fue invertido ese dinero. También asegura que el exmandatario arenero construyó una vivienda cuyo costo supera su capacidad económica.

Finalmente, Núñez considera sospechosos los $12 millones que obtuvo de ingresos durante los años 2004-2009, tiempo en el que fungió como presidente de la República. “Prácticamente se ha enriquecido de una manera exorbitante en relación a los años cuando él no era presidente”, agregó el demandante.

Por su parte, Antonio Saca aseguró que todo es parte de la campaña política que se vive en el país. “Es una denuncia totalmente falsa, ya que carece de toda veracidad y fundamento. Lamento que, en el contexto de una campaña política, se utilicen este tipo de mentiras para desviar la atención sobre los temas que de verdad le interesan a los ciudadanos. Las campañas electorales deben servir para hablar de los problemas que afectan a la gente en su vida diaria y presentar soluciones para resolverlos”, dijo Saca, quien no sostuvo si contrademandará.

Por su parte, el fiscal general de la República, Luis Martínez, dijo: “Esperamos que sea una denuncia formal y no esté relacionada con un interés de salir en cámara o un protagonismo personal, ni mucho menos de la misma campaña electoral. Los fiscales no estamos en campaña electoral”.