El Salvador - Marzo 24, 2017

LPG Radio

Clasificados

Mosquito genéticamente diseñado sin aval de MINSAL

Social
  • El Salvador
  • / Social

Reprobado. El Ministerio de Salud (MINSAL) no aprueba la liberación de mosquitos genéticamente porque dice que no hay respaldo, no saben futuros efectos y el costo.

Empresa Oxitec lo vende. Salud no aprueba experimento en el país

24 de Julio de 2015 a la(s) 6:0 / Byron Sosa

Archivado en

El Ministerio de Salud (MINSAL) descartó que se pueda implementar en el país la liberación de mosquitos genéticamente diseñados por la compañía Oxitec para reducir así la transmisión de dengue y chikungunya a través del Aedes aegypti.

“No estamos hasta el momento en disponibilidad de aceptar que un estudio de esos se realice acá, porque tiene consecuencias impredecibles. Independientemente que creamos o no en ellos (Oxitec), necesitamos que la literatura sea validada científicamente”, dijo el viceministro de Políticas de Salud, Eduardo Espinoza.

Pese a que gente de Oxitec se reunió con el MINSAL, también lo hicieron con una alcaldía y una ONG, quienes vieron con buenos ojos la propuesta de realizar en ese municipio el experimento.

Para realizar un experimento de este tipo debe ser avalado por Salud y todo indica a que no recibirá su aprobación. “No han iniciado (el experimento) y si lo han hecho ha sido sin la autorización del ministerio”, dijo el viceministro.

Se le consultó a Espinoza cuál alcaldía era y respondió: “No quiero meter en problemas al alcalde ni a la ONG, pero ellos (Oxitec) han seleccionado a esa alcaldía que tiene una población de aproximadamente 50,000 pobladores y el comprar los mosquitos y liberarlo costaría al Estado $2 millones. Y para 6.5 millones que tenemos (en el país) sería aproximadamente 120 veces más, un costo de aproximadamente $260 millones, que es más de la tercera parte del presupuesto que tenemos en el ministerio, por lo que en términos de costo es inviable la situación”.

El MINSAL ha calculado que la inversión anual para atender consultas, hospitalizaciones generales y en cuidados intensivos por dengue y chikungunya le cuesta alrededor de los $50 a $60 millones. Como dato: la hospitalización en cuidados intensivos no cuesta menos de $1,000 diarios y en hospitalización general no menos de $100 diarios.

La revista PLOS Neglected Tropical Diseases publicó los resultados de una prueba con los mosquitos genéticamente diseñados de Oxitec y mostraron que en la ciudad de Juazeiro, noreste de Brasil, este mosquito controló exitosamente al Aedes aegypti que transmite los virus del dengue, chikungunya y zika, reduciendo la población objetivo en más del 90 %. De acuerdo con los modelos matemáticos, no daría soporte a la transmisión de enfermedades epidémicas.

Con respecto a los resultados mostrados por Oxitec, Espinoza enfatizó: “No han sido publicados en revistas científicas de prestigio, que tengan un mecanismo de revisión, que es lo que uno puede valorar a efectos de analizar una literatura científicamente bien hecha; solamente se tienen publicaciones de la casa comercial que produce el zancudo. Hemos platicado con ellos, nos presentaron sus estudios (hace como un mes), pero son apreciaciones de una empresa que se lucra con eso: ellos están tratando de vender la tecnología que han desarrollado”.

La postura del MINSAL es: por sus estudios muestran que no todas las partes mueren, algunas sí y otras no, “pero los zancudos que se reproducen no sabemos todavía qué efectos tendrá eso: si será supermosquito o será resistente a qué”, finalizó Espinoza.

Quizá te pueda interesar
Videos Patrocinados

Estimados lectores

LA PRENSA GRÁFICA mantiene la disposición de dejar sus canales de comunicación abiertos para la libre expresión de nuestras audiencias sobre cualquier tema publicado en nuestras plataformas digitales. Sin embargo, hemos leído comentarios ofensivos así como discusiones bastante negativas que contradicen el sentido de la libre expresión.

Les invitamos a hacer buen uso de este espacio generando discusiones sanas y con respeto, ya que al detectar ofensas o calumnias nos vemos en la obligación de borrar los mensajes.