El Salvador - Marzo 24, 2017

LPG Radio

Clasificados

Prisión provisional para un cabo de la Policía por homicidio

Judicial
  • El Salvador
  • / Judicial

Junto al cabo, son procesados por el mismo crimen un sargento, un agente policial y un integrante de pandilla, quienes también se encuentran detenidos a la espera de juicio.

24 de Octubre de 2016 a la(s) 17:31 / ACAN-EFE

Archivado en

Un cabo de la Policía de El Salvador permanecerá en prisión provisional a la espera del proceso en su contra, por el delito de homicidio agravado, ya que "existen suficientes pruebas indiciarias" de que participó en el asesinato de un hombre en diciembre de 2015, informó hoy la Fiscalía.

El imputado, identificado como Emilio Rafael Vásquez López, era prófugo de la justicia por el asesinato de Edwin Alfonso Soriano López, de 28 años de edad.

Junto al cabo, son procesados por el mismo crimen un sargento, un agente policial y un integrante de pandilla, quienes también se encuentran detenidos a la espera de juicio.

El representante fiscal recordó que la víctima fue encontrada en el interior de un microbús con un disparo en el cuello el 17 de diciembre de 2015, sobre la carretera Panorámica, en la curva conocida como El Cimarrón, del cantón Concepción Lourdes de San Emigdio.

Los acusados por el crimen, además de Vásquez, fueron identificados como el sargento Walter Antonio Bonilla Montano, de 42 años; el agente policial Jesús Antonio Molina Argueta, de 39, y el pandillero Javier Antonio Hernández Cruz, todos ellos actualmente en prisión.
Quizá te pueda interesar
Videos Patrocinados

Estimados lectores

LA PRENSA GRÁFICA mantiene la disposición de dejar sus canales de comunicación abiertos para la libre expresión de nuestras audiencias sobre cualquier tema publicado en nuestras plataformas digitales. Sin embargo, hemos leído comentarios ofensivos así como discusiones bastante negativas que contradicen el sentido de la libre expresión.

Les invitamos a hacer buen uso de este espacio generando discusiones sanas y con respeto, ya que al detectar ofensas o calumnias nos vemos en la obligación de borrar los mensajes.