El Salvador - Agosto 23, 2017

LPG Radio

Clasificados

Fiscal de EUA busca reforzar en El Salvador guerra contra MS-13

Departamento 15
  • Departamento 15

Reunión. El Salvador y Estados Unidos acordaron seguir trabajando juntos en contra del narcotráfico y de las bandas transnacionales.

Jeff Sessions está desde ayer en El Salvador. Se reunió por varias horas en la embajada de Estados Unidos en el país con el fiscal general salvadoreño, Douglas Meléndez.

28 de Julio de 2017 a la(s) 0:0 / Amanda Hernández Moreno

Archivado en

El fiscal general estadounidense, Jeff Sessions, llegó ayer a El Salvador para “reforzar” la guerra que le declaró hace unos meses a la Mara Salvatrucha (MS-13) bajo una política de “tolerancia cero”, a aplicarse en contra de la violencia que la pandilla ejerce en Estados Unidos.

La MS-13 tiene afiliados en 40 estados de la nación norteamericana y en el distrito de Columbia, por lo que el fiscal general del presidente Donald Trump ha marcado como una de las “prioridades” de su gestión arrancar de raíz el dominio que el grupo criminal transnacional ha alcanzado.

EA TAMBIÉN: COMBATE A LAS PANDILLAS ES TAREA DE EUA Y EL SALVADOR: CANCILLER MARTÍNEZ

“Si eres un miembro de pandillas, te encontraremos. Destruiremos tus redes, tus recursos. No dejaremos ni siquiera a una calle caer bajo tus tácticas”, sentenció Sessions a finales de abril.

Esta es la primera visita que el exsenador por Alabama hace al país desde que tomó el mando del Departamento de Justicia (DOJ, en inglés). El político conservador ha condenado públicamente que la MS-13 es una “plaga” en los Estados Unidos, y que eso es gracias a que en “el sistema carcelario” de El Salvador están sus trincheras.

Sessions salió ayer temprano de Washington y a su llegada al país se reunió con el presidente Salvador Sánchez Cerén bajo un gran hermetismo.

La reunión se dio a puerta cerrada en Casa Presidencial para hablar de “los esfuerzos impulsados por ambas naciones para poner freno al crimen organizado transnacional y garantizar la seguridad en la región”.

MÁS INFORMACIÓN: TRUMP SEÑALA “PROGRESO” EN LUCHA CONTRA LA MS-13

En el encuentro participaron el ministro de Justicia y Seguridad, Mauricio Ramírez Landaverde; el canciller de la república, Hugo Martínez; y el secretario de Gobernabilidad y comisionado presidencial para la seguridad ciudadana y convivencia, Hato Hasbún. También estuvieron presentes la embajadora estadounidense en El Salvador, Jean Manes, y el fiscal adjunto de Estados Unidos, Kenneth Blanco, según un comunicado de prensa de Casa Presidencial.

Ramírez Landaverde dijo a periodistas que “así debe ser el combate” a las estructuras criminales, “de forma transnacional” e intercambiando información. “Hemos tenido logros importantes (como) la captura de un cabecilla importante de la MS-13, que fue gracias a esa coordinación” con las autoridades de Estados Unidos, sostuvo.

El canciller Martínez aseguró que “tanto el fiscal Sessions como el fiscal adjunto” elogiaron el trabajo de las autoridades. Martínez también comunicó que ambos aliados desean incrementar acciones en contra del narcotráfico.

Por su parte, el presidente Trump escribió ayer en Twitter que su administración está logrando “un gran progreso” en limpiar las calles “de los miembros de la MS-13 y de pandillas en general”.

Inmigración y la MS-13 en Estados Unidos

Trump ha usado como emblema el combate a la MS-13 para justificar sus órdenes de arrestar y deportar a todos los inmigrantes irregulares.

La semana pasada, Sessions culpó a las ciudades estadounidenses que se niegan a cuestionar a sus ciudadanos por su estatus migratorio por dar “protección” a los pandilleros de la MS-13.

Las conocidas como “ciudades santuario” han elegido no colaborar con los oficiales de Inmigración al momento de aprehender a los indocumentados.

Sessions es conocido por ser un fuerte oponente de la migración irregular. “Es una expectativa moral justa que la gente venga a nuestro país pidiendo permiso y no que vengan sin permiso. ¿Qué derecho tienen de exigir no ser deportados? Esto es de sentido común. Seguiremos trabajando con Seguridad Nacional; restableceremos este sistema”, dijo el fiscal la semana pasada en un evento en Filadelfia.

Con anterioridad, tanto Trump como Sessions han condenado los atroces crímenes cometidos por la pandilla en Estados Unidos para justificar las órdenes ejecutivas que instruyen a los agentes migratorios a acorralar a los inmigrantes irregulares.

Activistas reclaman que no hay investigaciones ni datos oficiales que respalden esta postura que “demoniza” a los inmigrantes. Hay estudios que muestran que los inmigrantes irregulares tienen menos probabilidades que un ciudadano estadounidense de cometer un crimen.

Según cifras del Departamento de Seguridad Nacional, actualmente se cuentan más de 30,000 miembros de la MS-13 en Estados Unidos. El presidente Trump también ha culpado al expresidente Barack Obama por la proliferación de esta pandilla.

El Departamento de Justicia afirmó en un comunicado que Sessions da la bienvenida a los cargos impuestos ayer a 113 miembros de la MS-13 en El Salvador, detenidos en un operativo.

El DOJ también comunicó que el fiscal felicitó a su par salvadoreño. “Estos son golpes muy significativos en contra de la MS-13”, dijo un funcionario del Departamento durante una rueda de prensa en la Casa Blanca.

Sessions hizo este viaje en medio de tensiones con Trump, quien lleva días humillándolo públicamente en su Twitter.
 
Más de tu interés
Desde El Economista
Anuncios clasificados

Estimados lectores

LA PRENSA GRÁFICA mantiene la disposición de dejar sus canales de comunicación abiertos para la libre expresión de nuestras audiencias sobre cualquier tema publicado en nuestras plataformas digitales. Sin embargo, hemos leído comentarios ofensivos así como discusiones bastante negativas que contradicen el sentido de la libre expresión.

Les invitamos a hacer buen uso de este espacio generando discusiones sanas y con respeto, ya que al detectar ofensas o calumnias nos vemos en la obligación de borrar los mensajes.