La Policía Nacional Civil (PNC) y la Fiscalía General de la República (FGR), han coordinado con sus similares en Honduras, para poder hacer esfuerzos y capturar al líder de la banda armada del municipio de Carolina y que opera en el norte del departamento de San Miguel, Matías Sorto Pastora.

El director de la policía, Francisco Salinas, aseguró que Sorto fue deportado de Estados Unidos hace bastante tiempo, y llegó al país a organizar una banda delincuencial.

En lo que va del año al menos cuatro atentados contra buses del transporte público ocurridos en la zona norte de San Miguel y Morazán han sido atribuidos a esta banda delincuencial.