Dos sacerdotes católicos fueron detenidos hoy en el interior de un templo en Santa Cruz del Quiché, cabecera del departamento guatemalteco de Quiché (norte), acusados de haber violado a un sacristán de 17 años, informaron las autoridades.

La Policía Nacional Civil (PNC) informó que la captura de los sacerdotes de 53 y 56 años fue cumplida por agentes de la Unidad Contra Delitos Sexuales de la División Especializada en Investigación Criminal por orden del Juzgado de Primera Instancia Penal del departamento de Quiché.

Las investigaciones confirmaron que los sacerdotes agredieron y abusaron sexualmente de un joven de 17 años que recién había sido contratado como sacristán de la parroquia.

De acuerdo con la denuncia de la víctima, la violación ocurrió en la casa parroquial el pasado 3 de marzo -un mes después de haber iniciado su labor como sacristán en ese templo- cuando regresaba de sus estudios.
Las autoridades eclesiásticas guatemaltecas aún no se pronuncian sobre el hecho.