El insaciable Lionel Messi hizo hoy dos nuevos tantos y encarriló el pase del Barcelona a los cuartos de final de la Copa del Rey tras su triunfo por 2-0 en el campo del modesto Córdoba.
 
El "crack" argentino del Barcelona añadió dos goles más a su cuenta y ya lleva 88 en este año natural, un récord que sigue aumentando.
 
Y eso que el Córdoba, de la segunda categoría del fútbol español, actuó sin complejos ante el actual campeón de Copa en esta cita de la ida de octavos de final.
 
Messi tardó 11 minutos en tocar su primer balón y fue para marcar. Lo hizo tras una gran apertura de Pedro a un costado, donde apareció Villa para ceder el balón al argentino, que sólo tuvo que empujar.
 
El Barcelona impuso su poder físico en la segunda parte, donde a los 74 minutos llegó el segundo tanto de Messi. Fue tras una gran asistencia del chileno Alexis Sánchez, que entró en la parte final del encuentro.
 
El equipo azulgrana tuvo que sudar más de lo pensado porque el Córdoba hizo frente, pero impuso sus galones y el partido de vuelta apenas plantea emoción.
 
Todavía más clara es la situación del Sevilla, que venció por un ruidoso 5-0 en el campo del Mallorca, donde su técnico, Joaquín Caparrós, atraviesa horas muy difíciles.
 
El Sevilla marcó tres goles en los primeros 26 minutos, con dos tantos de Alvaro Negredo y uno del chileno Gary Medel.
 
El Mallorca pudo reducir distancias en el último minuto de la primera mitad, pero el mexicano Giovani tiró mal y Andrés Palop detuvo.
 
No cambió el escenario en la segunda parte, que mostró a un Sevilla igual de dominador para sentenciar la eliminatoria con los tantos de Botía y Luna.
 
Por otra parte, también se disputó el partido que quedaba pendiente de la anterior ronda y se produjo la gran sorpresa al caer eliminado el actual subcampeón de la Copa, el Athletic de Bilbao, al igualar en su casa 1-1 ante el Eibar, de la tercera categoría del fútbol español.
 
Tras el empate sin goles de la ida, el Eibar logró el pase debido al valor doble de los goles fuera de casa en caso de empate.
 
Arruabarrena marcó el gol del Eibar de penal y el tanto final de Aduriz no fue suficiente para evitar la eliminación del Athletic.