El Gobierno salvadoreño manifestó hoy su respeto y solidaridad, tras el anuncio de que el Papa Benedicto XVI abandonará el cargo, el próximo 28 de febrero.

El Ministerio de Relaciones Exteriores de El Salvador giró un comunicado de prensa en el que reconoce la labor del pontífice por la “armonía, paz, justicia y solidaridad con el mundo”.

El Gobierno de El Salvador aseguró que respeta los procesos del Vaticano y agregó  que estará a la expectativa del nombramiento del suceso.

El Vaticano espera que en marzo ya haya sido elegida la persona que retomará el cargo depuesto por Benedicto XVI.

Cancillera asegura que El Salvador ha fomentado estrechos lazos de amistad y cooperación con el Vaticano.