José Mourinho, técnico del Real Madrid, reconoció que con la experiencia ha aprendido a controlar mejor las emociones y que en Old Trafford si ganan al Manchester United no hará "los cien metros lisos en la banda", y si pierden no llorará.
 
"Las emociones son distintas respecto a mi primer partido en Champions, ganar o perder se siente igual pero la preparación es distinta. Ahora he cumplido cien partidos en Europa, se controlar las emociones de forma distinta", admitió en su comparecencia en la sala de prensa de Old Trafford.
 
"Si perdemos no lloraré, pero si ganamos no haré cien metros lisos por la banda del campo. Si pierdo igual me cuesta dormir en el avión y si ganamos reiremos en el viaje. Las emociones cambian", añadió.
 
Explicó Mourinho el Manchester United que espera, duro en labores defensivas y fuerte ofensivamente. "Espero un Manchester muy defensivo cuando el Real Madrid tenga el balón y bastante ofensivo cuando lo tengan ellos", dijo.
 
"Nosotros igual, a pesar de que estamos por detrás en la eliminatoria. Tenemos que defender mucho y bien cuando el Manchester tenga el balón porque es un equipo muy fuerte en acciones ofensivas y cuando tengamos la posesión intentaremos marcar", manifestó.
 
Después de un cálido recibimiento a Cristiano Ronaldo en su vuelta a casa, Mourinho aseguró que prefería la hostilidad. "Me parece que está bien el reconocimiento pero preferiría que en vez de cosas buenas le dijeran cosas poco agradables".
 
"Le conocen bien aquí. Son inteligentes y honestos al hablar de Cristiano. Es una afición fantástica, un reconocimiento más que merecido. Lo vi cuando estuve entrenando en la Premier lo que significaba Cristiano en Manchester. Toda la recepción que pueda tener es más que merecida", valoró.
 
Mourinho no dio pistas sobre el equipo que alineará de titular y aseguró que "todos están bien a excepción de Casillas" y "preparados para jugar".
 
No desveló si Pepe será titular o suplente ni si repetirá posición en el centro del campo, aunque dejó elogios al portugués. "Hizo un partido de gran calidad físicamente y tácticamente en el último partido (ante el Barcelona). Me ha demostrado que está al máximo".
 
Y ve a todos sus jugadores capacitados para vencer en Old Trafford. "Todos están preparados, la gente tiene madurez, los niños han crecido mucho. Se vio en Morata que jugó un clásico sin problemas o como en el Manchester De Dea y Jones llegaron al Bernabéu sin gran experiencia internacional e hicieron un gran partido. Tienen madurez y lo que quieren es jugar partidos como este".
 
El Real Madrid llega en buen momento tras vencer dos clásicos consecutivos al Barcelona, aunque Mourinho aisló la Liga de Campeones del resto. "Hemos ganado dos veces a un rival importante pero sí hubieran sido dos derrotas la mentalidad del equipo habría sido la misma para este partido. Son competiciones distintas".
 
"Estamos en la final de Copa del Rey tras ganar a un rival como el Barcelona y en Liga fue positivo vencerles pero ahora es Champions y una eliminatoria que se decide en un partido. Son trofeos diferentes a los que mejor si llegas en buena racha y los jugadores contentos. Es positivo, sin duda, aunque sentimos viajar un día antes. Preferiríamos no esperar una noche extra y jugar hoy, pero estamos con ganas", afirmó.
 
Y terminó calificando de final el partido que acoge Old Trafford en la vuelta de octavos tras el empate a uno de la ida. "No sé cual será la clave. Es muy complicado porque los dos equipos están en buena racha. El Manchester tiene casi ganada la Premier, lleva meses sin perder. Nosotros llevamos una derrota en trece partidos. Saber quien va a ganar es la cuestión del millón de dólares, nadie lo sabe, pero el mundo se parará mañana para ver un partido de eliminatoria que parece una final".