Menu

¿Se quedó lavado después de la vacación? Piense bien lo que hará para terminar la quincena y evite endeudarse de más.

 

16 de Abril de 2017 a la(s) 12:21 / Escrito por: - Mariana Belloso

Las vacaciones de Semana Santa terminan hoy, y con ellas, muchos nos quedamos con el presupuesto desajustado. Si es su caso y está ya contando los días para el pago de la siguiente quincena, le dejamos algunos consejos:
 
- Vea de cuánto dispone. ¿Se gastó toda la quincena en los días de vacación? ¿Cuánto le quedó? Vea cuánto dinero le ha quedado disponible para sobrevivir esta quincena y trate de repartirlo. Posiblemente le toque limitar la dieta, las salidas, e incluso el dinero para gasolina o transporte. Sea realista y viva según sus posibilidades.

- No se endeude de más. Es tentador buscar quién nos preste. Si se quedó sin efectivo y es su única opción, trate de pedir lo mínimo, justo lo que necesitará, no es momento de estar pensando en gustos extra.

- Cuidado con los tarjetazos. Las tarjetas de crédito son buenas herramientas financieras si se saben usar, si se pagan y se dejan a cero antes de que comiencen a cargarnos intereses. Como ese no es el caso de la gran mayoría, lo mejor es evitar su uso. De nuevo, no es momento de pensar en gustos adicionales ni en más salidas. Recuerde que el saldo de la tarjeta no es dinero extra, es una deuda que deberá pagar, y aumentada, más adelante.

- Piense bien antes de ir a la casa de empeño. Aunque parezca chiste, las casas de empeño generalmente tienen mayor afluencia después de los periodos vacacionales. Piense bien antes de optar por ellas. Si lleva una prenda y luego quiere recuperarla, el interés a pagar puede ser tan alto como el 25 % mensual. Si no paga el interés, puede perderla. Si quiere vender su prenda, tenga en cuenta que en estos lugares se pagan precios generalmente bajos.

- Saque al empresario que vive en usted. ¿Tiene alguna forma de generar ingresos adicionales? ¿De pronto usted es bueno preparando algún tipo de comida y puede venderla? ¿Se le da ser comerciante? Los momentos de necesidad suelen ser propicios para echar a andar la creatividad. Diversificar las fuentes de ingreso es una de las mejores formas de lograr la mejora financiera.

- Priorice sus pagos. Ponga en primera línea los pagos que debe hacer: cuotas de colegio, recibos por servicios, alimentación, transporte. Trate de no dejar de lado los pagos que le generan multas o intereses adicionales si se pasa de la fecha.

- Prepárese con tiempo para el siguiente feriado. Lo hecho, hecho está, pero está justo a tiempo para evitar volver a quedar lavado por la vacación. Con más de tres meses antes de las vacaciones agostinas, prepare un plan de ahorro para que ese dinero extra le sirva para disfrutar, sin tener que desajustar su presupuesto habitual. No necesita ser algo sofisticado, piense en un ahorro diario (una alcancía en casa, por ejemplo), o uno programado en el banco (con $25 quincenales de acá a agosto, tendrá $150 disponibles para su vacación, por ejemplo). Recuerde siempre estar consciente de sus posibilidades y no excederse.
 

 

Más de tu interés
Populares en Economía