Beneficiados. Fueron 369 personas que residen en Quelepa (San Miguel) las que aprendieron a leer y escribir gracias al Programa Nacional de Alfabetización.

“A los beneficiados se les trató de incentivar para que continuaran sus estudios al brindarles paquetes escolares.”
Marvin Berríos Silva
alcalde de Quelepa
“Desde muy pequeña me tocó trabajar, por eso agradezco haber aprendido aunque sea ya mayor. Tengo 69 años.”
María Dinora Merino
beneficiada
Autoridades del Ministerio de Educación (MINED) declararon a Quelepa como el décimo primer municipio del país libre de analfabetismo, en un acto celebrado en el parque central de este municipio del departamento de San Miguel.

El proyecto fue desarrollado por el MINED y se ejecutó con el aporte de la municipalidad y de 125 jóvenes voluntarios que formaron igual número de círculos educativos donde se enseñó a leer y escribir a 369 personas mayores de 15 años, la mayoría de ellas adultos mayores.

Mario Somoza, director de la oficina del MINED en San Miguel, explicó que Quelepa es el tercer municipio migueleño que alcanzó el porcentaje necesario para ser considerado como un lugar libre de analfabetismo. Para esto se hizo un censo casa por casa para conocer el número real de personas que no sabían leer y escribir.

Somoza explicó que luego se alfabetizó a estas personas y se logró que 369 alcanzaran los conocimientos básicos para recibir su certificado de segundo grado.

“Según datos de la DIGESTYC, Quelepa tiene una población de 4,049 habitantes, y al hacer un barrido censal se sacó que los mayores de 15 años que no sabían leer y escribir eran 487, de esos solo quedaron 118 personas que por varios factores no pudieron aprender”, explicó Somoza.

María Dinora Merino, de 69 años, fue una de las personas que recibió su certificado de segundo grado. La mujer, quien es ama de casa, aseguró que nunca pudo ir a la escuela porque le tocó dedicarse desde pequeña a tareas del hogar.

Merino contó que cuando llegaron a su casa y le ofrecieron enseñarle a leer y escribir decidió que ya era el momento de aprender. “No me arrepiento de haber recibido mis clases, ya puedo hasta hacer cartas y lo más importante es que ya leo la biblia y ahora entiendo más la palabra”, expresó satisfecha.

El alcalde de Quelepa, Marvin Berríos Silva, aseguró que el proyecto de alfabetización continuará en una segunda etapa, en la cual las personas que aprendieron a leer y escribir tendrán la oportunidad de continuar con sus estudios de primaria. Añadió que todos los capacitadores fueron jóvenes estudiantes voluntarios que dedicaron su tiempo libre para alfabetizar a los adultos mayores de sus comunidades. “A los beneficiados se les trató de incentivar para que continuaran sus estudios, brindándoles paquetes escolares, mientras que a un grupo de 25 se les dieron becas para estudiar bachillerato y otros 20 más serán becados para que inicien estudios en la Universidad de El Salvador”, indicó Berríos.

De acuerdo con la DIGESTYC, en San Miguel había más de 68,000 personas analfabetas.