Duda. Marvin González entrenó ayer con el FAS, pero no se sabe si jugará ante el Houston Dynamo.

Más que preocuparse por cuadricular al Houston Dynamo, su rival de mañana en la CONCACAF Liga de Campeones, Agustín Castillo trabaja en armar un equipo que no solo sea competitivo, sino que le permita sumar su primer triunfo en el torneo regional.

“Tenemos una información vaga de ellos y por eso es que tenemos que preocuparnos más en lo nuestro, en cómo ganar el juego”, dijo el estratega tigrillo, quien dirigió la práctica de FAS ayer en el Cuscatlán, sede del encuentro.

Para el duelo ante los norteamericanos, están prácticamente descartados Jonathan Águila, que sufre de un esguince en el tobillo izquierdo; Marvin González, que tiene una dolencia en la rodilla; y el brasileño Emerson Luiz, quien reportó fiebre ayer y no fue parte del entreno.

Jugar en el Cuscatlán significará para FAS un gasto de $4,000 más IVA, según Fredy Vega, representante de los tigrillos.