El Gobierno, empresarios y sindicatos de Nicaragua alcanzaron este martes un acuerdo para ajustar el salario mínimo de los trabajadores en un 12% en 2010, informaron fuentes oficiales y sindicales.

El incremento salarial, que entrará en vigor el 15 de febrero, se pagará en dos tractos: uno de 6% en el primer semestre y otro a partir de julio, según el acuerdo alcanzado por la comisión tripartita que incluye a representantes de los empleadores, el Gobierno y los trabajadores.

El salario mínimo promedio nacional es equivalente a $114.55 mensuales, que es lo que ganan unos 80,000 trabajadores.

Los salarios de quienes tienen ingresos superiores al mínimo devengado no recibirán este aumento, explicó el sindicalista Luis Barbosa.

En el caso de empleados de las pequeñas y medianas empresas, del sector turismo y de servicios, el incremento salarial será del 8% pagadero también en dos tractos de 4%, añadió Barbosa.

El ministro de Hacienda y Crédito Público, Alberto Guevara, quien participó en las negociaciones salariales, dijo que el incremento solo cubrirá a un 10% de la planilla estatal.

“El acuerdo se firmó porque las partes cedimos, pero aún estamos muy lejos de cubrir la canasta de 53 productos”, lamentó el líder de la CST, que reclamaba un incremento salarial del 18%.

 

Satisfechos

Por su parte, el presidente del Consejo Superior de la Empresa Privada (COSEP), José Adán Aguerri, se declaró “por el convenio, el cuarto que se firma en los últimos dos años”. “Logramos balancear entre recuperar poder adquisitivo y asegurar el empleo y la estabilidad de las empresas”, dijo el líder gremial.

Recordó que los empresarios aceptaron el reajuste del 12% anual pese a que la propuesta del sector empleador era del 8%.