La dirección del Colegio San Francisco de Asís organizó un homenaje a la medallista de oro Ana Mercedes Campos, acto que calificó como un justo reconocimiento a la sonsonateca, quien puso en alto el nombre de El Salvador en los VII Juegos Centroamericanos y del Caribe México 1954.

La institución educativa creada por el padre Flavián Mucci invitó a alumnos de otros centros escolares de la cabecera departamental para que conocieran la trayectoria de “la Morocha”, como llaman cariñosamente a Campos, y para que vieran en persona a la persona con cuyo nombre fue nominado el estadio municipal de Sonsonate.

El reconocimiento, celebrado en el gimnasio del colegio, tuvo presencia de decenas de estudiantes que ovacionaron a la ex atleta cuando ingresó a las instalaciones.

El director del centro de estudios, Mauricio Arévalo, dijo que la idea fue dedicar un espacio a la medallista de oro y expresarle que la juventud le tiene un gran aprecio por sus logros obtenidos a lo largo de sus 15 años de competencias en el lanzamiento de jabalina.

“Los valores no se describen, se viven. Sabemos que Ana Mercedes Campos ha sido galardonada en otras esferas porque le dio fama y gloria a nuestro país, nosotros, aunque sencillo, lo hacemos de todo corazón”, manifestó.

De acuerdo con el educador, “la Morocha” forma parte de los valores salvadoreños y sonsonatecos, por ello se busca que los jóvenes tengan un modelo a seguir en sus aspiraciones deportivas e intelectuales.

Campos, quien participó en competencias internacionales representando a El Salvador, se mostró feliz por el detalle realizado y por el recibimiento hecho por los estudiantes.

Actualmente vive en el asilo de ancianos de la Asociación Ágape de El Salvador, donde aseguró se siente feliz.