ALTO ÍNDICE. Las cifras de homicidios siguen en un promedio de 13 muertes al día en el mes de abril. Las autoridades aseguran que los asesinatos de mujeres han aumentado.

PNC descarta ataques a estudiantes
Director PNC dijo no hay un plan de ataque dirigido solo a alumnos. Individualiza casos.
El director de la Policía, Carlos Ascencio, dijo el lunes pasado que da por descartado que exista un grupo en el país dedicado “a asesinar estudiantes”. “Nadie ataca a la población estudiantil por su naturaleza de estudiantes”, dijo.
El subdirector de Seguridad Pública de la PNC, Hugo Ramírez, añadió que en varios casos investigan las relaciones sociales de los estudiantes asesinados en sus lugares de residencia.
La Policía dice que investiga casos en que el estudiante fallecido vivía en un zona de la pandilla contraria a la que opera en la escuela. En lo que va del año, 22 estudiantes han sido asesinados.
233
homicidios registrados desde el 1.º al 18 de abril.
1,282
asesinatos desde el 1.º de enero hasta el 18 de abril.

 

En los registros de homicidios del 1.º al 18 de abril del año en curso, el promedio nacional ya alcanzó 13 diarios, según lo documenta la Policía Nacional Civil (PNC).

El total de muertes violentas en este período de 18 días es de 233. La comparación con los registros de homicidios de la PNC del año anterior resulta en que en 2010, en el mismo período, se contabilizaron 226 asesinatos. Eso significa que en los primeros 18 días de abril de 2011 se cometieron siete homicidios más que en el mismo espacio de tiempo de 2010.

 

Por otra parte, hasta el lunes pasado, en lo que va de este año se cuentan 1,282 asesinatos, mientras que a la misma fecha del año pasado sumaban 1,284, lo que representa una leve baja en 2011 de dos homicidios menos.

Además, en lo que va de este año hubo dos días que han sido los más violentos, en los que se llegó a reportar 45 homicidios entre los dos días. Esas fechas fueron el lunes 21 de febrero, cuando hubo 23 asesinatos, y el viernes 8 de abril, con 22 hechos sangrientos.

Asimismo, el lunes 18 de abril se cerró en todo El Salvador con 11 homicidios; de estos, cuatro eran mujeres y siete hombres. San Salvador cuantificó tres (dos en San Marcos y uno en Ciudad Delgado). El homicidio de San Marcos fue el de un cobrador de microbús de la ruta A 1, quien fue asesinado en un asalto en horas de la tarde en el kilómetro 18 de la carretera hacia el Aeropuerto Internacional. La víctima fue reconocida como Edwin Alexander Cruz, de 25 años.

El departamento de La Paz reportó dos muertes violentas este lunes. Las víctimas fueron dos mujeres, encontradas en horas de la mañana en terrenos agrícolas en el cantón El Pajal de San Juan Nonualco. Los restos de las mujeres estaban mutilados de las manos, pies y cabeza.

Los otros homicidios fueron perpetrados en La Libertad, con dos; Santa Ana, Sonsonate, San Miguel y Cuscatlán, con un homicidio cada uno.

 

Homicidios de mujeres

El subdirector general de la Policía, Mauricio Ramírez Landaverde, aseguró ayer que la institución tiene comprobado que “el nivel de violencia que se usa contra las mujeres es muy elevado, las víctimas de pandillas son tanto hombres como mujeres, pero el grado de violencia con que se victimiza a las mujeres es superior”.

Agregó que hasta la mitad de abril se contaron 190 asesinatos de mujeres en lo que va del año, y que la estadística de muertes violentas de mujeres “va ligeramente arriba”. “En general, el homicidio se mantiene abajo, pero desde hace aproximadamente dos años las víctimas mujeres están preocupantemente incrementándose”, declaró el jefe policial.

Para el subdirector, los móviles de los asesinatos contra mujeres no incluyen únicamente cuestiones de pandillas, sino también asuntos de género: “Se están aprovechando de la condición de mujeres de sus víctimas, y el negarse, o el fracasar en el cometido; o hechos como que un delincuente crea o presuma que una mujer que él crea de su propiedad o considere de su grupo tenga la relación, o sospecha siquiera que la tenga con alguien de un grupo contrario o con una persona ajena a esa estructura, por ese mero hecho él decide quitarle la vida”.

“Estamos ante una situación estructural que tiene que ver con la violencia de género en nuestro país”, dijo el subdirector.

Las políticas de seguridad del Gobierno no están dado los resultados esperados de reducción de los homicidios. Sobre la última política implementada por el Ministerio de Justicia y Seguridad Pública, la veda de armas de fuego en 27 municipios, ayer ocurrió un homicidio en el cual se usó un arma de fuego para matar a un joven (ver nota secundaria). El lugar del crimen fue Mejicanos, donde recién se implementó la restricción.

El ministro de Justicia y Seguridad Pública, Manuel Melgar, rehúye de hablar sobre homicidios. El lunes pasado se le preguntó por qué no se ponía de acuerdo la mesa tripartita (Policía, Fiscalía y Medicina Legal) sobre la cifra de asesinatos de 2010. Melgar culpó a los medios de comunicación “escritos”, valoró que se trataba de “20 homicidios más, 20 homicidios menos” los que estaban en disputa y dijo no hablaría más del tema.

La comisión tripartita emitió la cifra, que sería la oficial, de 4,004 asesinatos registrados en 2010. La Policía no ha querido firmar el documento, porque se aferra al número de 3,985 muertes.