Esfuerzos. MINSAL, OPS y FOSALUD hacen esfuerzos conjuntos porque se ratifique el Convenio Marco contra el Tabaco en El Salvador. Falta el aval del presidente.

“Él (Mauricio Funes) es el jefe de Estado, el dueño de sus acciones; él debe decidir si lo hace (ratificar) o no lo hace.”
María Isabel Rodríguez
ministra de Salud

social

En el marco del XXIV aniversario del Día Mundial sin Tabaco, El Salvador dejó en evidencia la deuda que tiene en este tema. El 27 de febrero de 2005, el país firmó en Ginebra (a través de un representante) el Convenio Marco para el Control del Tabaco, pero no fue ratificado por el gobierno anterior. Luego de dos años en el mando, el presidente de la República, Mauricio Funes, tampoco ha dado su aval y no lo ha enviado a la Asamblea Legislativa para que sea aprobado.

En la gestión pasada, el presidente Antonio Saca “no lo ratificó porque había unas observaciones con respecto a la publicidad. Nosotros sabemos que el convenio es bien estricto en el tema de la publicidad, porque prohíben que aparezca en todas partes que se promueva el consumo del tabaco”, dijo Verónica Villalta, directora de FOSALUD.

A esto se suma que la ministra de Salud, María Isabel Rodríguez, hizo saber que “eso tiene que ser firmado aquí por el presidente y ratificado por la Asamblea. Eso es lo que estamos esperando”. Además, aceptó que “sigue pesando la publicidad”.

Este es un tema delicado, puesto que de los 35 países que son parte de la región de las Américas hay 27 que lo han ratificado y se han adherido a este Convenio Marco. Hay siete países que solo lo han firmado: Argentina, Cuba, Estados Unidos, Haití, Saint Kitts & Nevis, San Vicente y las Granadinas, y El Salvador. República Dominicana tampoco ha firmado, mucho menos ratificado.

La subdirectora de la Organización Panamericana de la Salud (OPS), Socorro Gross, dijo: “En Centroamérica, El Salvador es el único que no ha ratificado el convenio. Ya llegamos a un momento en que los países que hacen falta (de ratificar) deben hacer un esfuerzo especial para conseguir que el país ratifique”.

Algunas razones obedecen a que la región de las Américas es de las áreas que más rápido están envejeciendo y las mujeres están padeciendo de más enfermedades y muertas prematuras, según Gross.

Qué es el convenio

Este convenio es un tratado entre países donde, al ratificarse, se comprometen a reglamentar sobre los elementos que establece y que tiene que ver con impuestos, monitoreo, espacios libres, publicidad, áreas que establece como seguimiento y, por supuesto, que se reglamente. El país no ha ratificado y, por lo tanto, no puede entrar en vigor todo lo que el convenio establece.

“Lo que buscamos es que este país, al igual que los otros, ratifiquen el Convenio Marco completo que tiene dos componentes: uno de reducción de la demanda del tabaco y lo que respecta a esta, la cual está ligada al comercio ilícito (contrabando del tabaco), venta por menores de edad o a menores de edad”, dijo José Ruales, representante de OPS en El Salvador.

La ministra de Salud enfatizó que ya se reunió con el presidente y que el tema está en espera desde que llegaron al Ministerio de Salud hace dos años.

“Él es el jefe de Estado, el dueño de sus acciones; él debe decidir si lo hace o no lo hace”, dijo la funcionaria, quien espera una pronta respuesta.