Esta mañana, las Salas de la Corte Suprema de Justicia (CSJ) se encuentran paralizadas por falta de magistrados, confirmó la magistrada Rosa M. Fortín.

Fortín señaló que por la resolución de inconstitucionalidad de elecciones de magistrados de 2006 y 2012, los representantes de cada Sala se han retirado de sus puestos de trabajo.

De acuerdo a las dos sentencias dejarían a una CSJ solo con cinco magistrados, cuando la Corte se integra por 15 miembros. Las salas de lo Penal, de lo Civil y de lo Contencioso Administrativo quedarían vacías desde el próximo 1º de julio, de manera legal.

La única forma de que la CSJ, que es uno de los poderes de la República, no quede desintegrada es que los diputados de los partidos ARENA y FMLN en la Asamblea Legislativa logren un acuerdo en tiempo récord para elegir nuevos magistrados, antes del último día de junio.

Además de confirmar la paralización de labores, Fortín señaló que la decisión de Sala de lo Constitucional de invalidar magistraturas de 2006 posee tinte político, señalando además que dos magistradas que firmaron las inconstitucionalidades eran parte interesada en el proceso.

Por otra parte, luego de que se confirmara que el caso de las inconstitucionales podría ser enviado a la Corte Centroamericana de Justicia, su presidente Carlos Guerra Gallardo dijo que desconoce del tema y que no podría dar declaraciones.

Sin embargo, detalló que ya han revisado casos de conflicto entre poderes del Estado y que el caso podría recibirse.

Nota relacionada
CSJ en riesgo de desintegrarse