Una sensual Jennifer López protagoniza hoy la portada de una conocida revista de tendencias estadounidense en la que muestra su lado más combativo y en la que hace balance de sus casi dos décadas de carrera artística subida a los escenarios y su provechosa faceta empresarial.

"He sido entrenada como un boxeador para aguantar 15 asaltos", responde López cuando le preguntan por su trayectoria, en una entrevista para la edición de primavera de la revista "V Magazine" que llegará a los quioscos acompañada de un llamativo reportaje gráfico firmado por el peruano Mario Testino.

J-Lo, que saltó a la fama a mediados de los años noventa con la película "Selena", posa para la ocasión frente a la cámara de Testino, vestida como un boxeador y con un look agresivo, pero mostrando una vez más por qué a sus 42 años siguiendo siendo una de las mujeres más sensuales del mundo.

"Puedo recibir muchos golpes y seguir en pie de lucha", añade la cantante y actriz de origen puertorriqueño, quien asegura que sabe "cómo pelear", pero aclara que aunque siempre se ha sentido como "una chica dura del Bronx", el barrio neoyorquino donde nació y se crió, también tiene su lado "tierno".

La intérprete de sonados éxitos como "Jenny from the Block" o el más reciente "On the floor" vuelve a hacer gala de sus raíces latinas, "porque realmente definen quién es uno", y dice durante la entrevista que intenta seguir "conectada" a esos valores y enseñarle a sus hijos "de qué se trata".

La diva, que mantiene desde hace meses una relación sentimental con el bailarín Casper Smart, habla también de su último proyecto, el programa de televisión "¡QViva! The Chosen", y reconoce abiertamente que no todos sus proyectos artísticos y empresariales han tenido el mismo éxito.

"Ha llegado un punto en el que ya ni quiero contar los años que llevo en este mundillo. Te toca vivir momentos increíbles de reconocimiento y de éxito. Pero a estas alturas del partido, intento tomármelo con cautela", añade López, que forma parte del jurado del popular programa de televisión "American Idol".

Por último, sobre su relación con Mark Anthony, de quien se separó el verano pasado tras siete años de matrimonio, reitera que siguen siendo "amigos" y que su relación profesional funciona bien, y dice que siempre se sentirá "unida" a él por sus hijos, los gemelos Max y Emme.