“Después de 24 a 48 horas de un triunfo puedo ofender a los votantes” fueron las palabras de Norman Quijano, alcalde electo de San Salvador,  al ser cuestionado -en una entrevista matutina- sobre una posible candidatura presidencial por el partido ARENA.

Quijano afirmó que en estos momentos, luego de unos días de vacación, su enfoque es a trabajar en los proyectos a implementar en los próximos tres años en la comuna capitalina.

Sin embargo, la posibilidad de lanzarse al Ejecutivo no fue descartada, ya que Quijano dijo que “estaré donde la gente me quiera y donde que quieran que esté”, al mismo tiempo de afirmar que los tricolor ya están trabajando en el plan para esas elecciones.

Quijano fue reelecto en las elecciones del domingo con una intención de voto del 63.36% a su favor.

Al mismo tiempo que el alcalde reelecto estaba en una gira de medios locales, los trabajadores de la alcaldía de San Salvador limpiaban propaganda en diversas calles de la capital, cumpliendo uno de los primeras promesas emitidas, luego de conocer su triunfo.