“Mi oficina siempre tiene la puerta abierta. Siempre. No sé dónde vive, nunca la he llamado por teléfono, ni le he mandado un mensaje ni un correo. Investiguen.”
Carlos Reyes
diputado de ARENA

La Procuraduría para la Defensa de los Derechos Humanos (PDDH) admitió el lunes 10 de septiembre pasado una denuncia por acoso sexual y agresión contra el diputado de ARENA Carlos Reyes.

La PDDH dio por ingresada la demanda de una joven menor de edad (17 años) que señala al congresista tricolor como la persona que la acosó y la agredió el 21 de marzo pasado en el parlamento.

La procuraduría menciona, en su resolución de admisión de la denuncia, que la joven (se omite su nombre por tratarse de una menor de edad) laboraba para esa fecha como gestora de ventas de la revista Pluma Libre y que había concertado entrevistas con diputadas y diputados de ARENA para ofrecerles espacios publicitarios dentro de la revista.

El relato de la denunciante establece que la joven se presentó a la Asamblea Legislativa el 21 de marzo de 2012 para tener entrevistas con distintos diputados areneros, uno de ellos era Reyes.

“De acuerdo con la denunciante, al momento en que procedía a retirarse de la mencionada oficina (la del diputado Reyes), el servicio de energía eléctrica se vio interrumpido, cuando de repente el diputado Reyes la tomó del cabello, introduciéndole de nuevo a la oficina, mientras intentaba abrazarla por la espalda y besarla por la fuerza; por lo que procedió a empujarlo y a buscar la salida de la oficina, al tiempo que dicho legislador trataba de ubicarla, llamándola con palabras obscenas; según dijo, luego de unos diez minutos se restableció la energía, lo que aprovechó para retirarse del lugar”, se lee en la resolución de la PDDH sobre la denuncia.

Por su parte, Carlos Reyes rechazó ayer vía telefónica todos los señalamientos en su contra. Dijo que “no es cierto” que él acosó y agredió a la denunciante y que cuenta con un técnico de la Asamblea Legislativa que atestiguó que nunca hubo contacto físico ni llamamientos sexuales contra la joven menor de edad.

Reyes se mostró abierto a que se investigue el caso para que se reitere su inocencia. Aseguró que no existen pruebas que lo incriminen y que puede demostrarlo.

El diputado arenero aseveró que la denuncia en su contra se podría deber a un ataque en su contra como funcionario público.

“Yo voy a tomar mis medidas, porque si llego a descubrir que esto ha sido provocado por otras personas que me quieren hacer un daño yo voy a denunciar”, dijo el diputado arenero.

Denuncia en la PNC

El martes 24 de marzo pasado, la supuesta víctima y su abogado, René Alfredo Ramos, acudieron a la Oficina de Denuncia y Atención Ciudadana (ODAC) de la Policía de la delegación San Salvador centro a interponer su denuncia.

Ramos dijo ayer a LA PRENSA GRÁFICA que la PNC, desde marzo, no lo ha notificado sobre el progreso de las investigaciones.

La PDDH ya giró solicitudes a la junta directiva de la Asamblea para que informe si conoce del caso y, en caso de conocerlo, qué medidas ha tomado. Otra solicitud a la PNC para que informe qué trámite se le dio a la denuncia. Y dispuso que el caso sea del conocimiento del fiscalía general y del Tribunal de Ética Gubernamental.

Asimismo, pidió a las autoridades se le dé protección personal a la supuesta víctima.