Gran afluencia. Personas de todas las edades y condiciones sociales participaron en la camina del Día Mundial del Corazón.

Los factores de riesgo
Causantes de enfermedades cardiovasculares:
Consumo de tabaco
Tiene riesgos graves y mortales al consumirse. Dejar de fumar deber ser una responsabilidad de toda la sociedad.
Inactividad física
La actividad física de, por lo menos 30 minutos diarios, es esencial para mantener la salud del corazón.
Consumo de alcohol
Los excesos de bebidas alcohólicas aumentan en gran manera las enfermedades crónicas no transmisibles (ECNT).
Dietas no saludables
El alto consumo de sal, productos con alto contenido de sodio y grasa sin ningún control y bebidas azucaradas es dañino.

social

Cientos de personas marcharon y corrieron desde el monumento al Salvador del Mundo hacia la ciclovía del bulevar Constitución. Pero esta vez no era una protesta, sino la forma en que conmemoraron el Día Mundial del Corazón. La celebración finalizó con una feria de la salud.

La Asamblea General de las Naciones Unidas declaró en el año 2000 celebrar el último domingo de septiembre para recordar a la población que las enfermedades cardiovasculares se pueden prevenir adquiriendo estilos de vida saludables y eliminando los factores de riesgo.

Los padecimientos cardiovasculares, así como otros crónicos no transmisibles, son en este momento la mayor carga de enfermedad en el mundo. “Hace algunos años nos preocupábamos más por las transmisibles, bacterianas, virales o la muerte producida por la mala atención o falta de cobertura de salud”, dijo José Ruales, representante de la Organización Panamericana de la Salud (OPS).

Las enfermedades cardíacas y accidentes cerebrovasculares constituyen una de las causas más importantes de discapacidad y muerte prematura en todo el mundo, cobrando 17.1 millones de vidas cada año. Se dice que 56.1 muertes por cada 100,00 habitantes y enfermedades cardiovasculares representan la sexta causa de muerte a escala nacional.

A tomar en cuenta

Según registros del Instituto Salvadoreño del Seguro Social (ISSS), actualmente esta representa la segunda causa de muerte en todo el país con cerca de 500 decesos por esta patología en el año 2010, mientras que de enero a junio de 2011 se contabilizan 219 muertes.

“Estas enfermedades cardiovasculares engrosan en los ataques al corazón, al cerebro. Se consideran eventos fatales o complicaciones de enfermedades crónicas metabólicas como la hipertensión arterial, diabetes, colesterol alto, obesidad y tabaquismo, sin contar con otras como la enfermedad renal crónica”, dijo Leonel Flores, director del ISSS.

En 2010, el ISSS invirtió $1.5 millones en atenciones por eventos cardiovasculares, y el gasto de medicamentos para enfermedades crónicas rondó los $67 millones (gran parte de esto para tratar y prevenir enfermedades del corazón).