El Salvador - Julio 24, 2017

LPG Radio

Clasificados

Recordado abogado descansa en paz

Comunidad
  • Comunidad
  • / Obituario

Disfruta en familia. El recordado doctor Arias posó para el recuerdo rodeado de su esposa, Martha Rivera de Arias; sus hijos y nietos.

El reconocido abogado y hombre de bien Francisco Armando Arias murió el pasado domingo 13, a los 97 años de edad. Dejó un gran legado a su familia y al país.

16 de Enero de 2013 a la(s) 6:0 / Reina María Aguilar

Archivado en

Rodeado del cariño y las atenciones de su esposa, de sus hijos, de sus 11 nietos y 11 bisnietos, entregó su alma al Creador el doctor Francisco Armando Arias, a la edad de 97 años.

Su deceso, que se dio el domingo 13, ha causado hondo pesar en su familia y en todos aquellos que lo conocieron y que tuvieron la oportunidad de compartir su larga y fructífera vida.

El reconocido abogado y hombre de bien, quien nació en la ciudad de Santa Ana, formó su hogar hace 65 años con la distinguida señora Martha Rivera de Arias, con quien procreó tres hijos: Francisco Armando, Eduardo y Mario.

En 1942 obtuvo su título de doctor en Jurisprudencia y Ciencias Sociales de la Universidad de El Salvador. Posteriormente cursó estudios sobre Financiamiento de Viviendas en Estados Unidos.

“Fue un hombre honesto y probo. Nos dejó un gran legado de altos valores humanos, éticos y morales, así como de honestidad y rectitud”, dijo con mucho orgullo y cariño su hijo Francisco Armando.

El recordado doctor Arias, quien fundó su propio bufete (F. A. Arias) en 1942, se desempeñó en distintos cargos públicos: viceministro de Justicia durante el mandato del presidente provisorio Rodolfo Cordón y viceministro del Interior durante el período del presidente Julio Adalberto Rivera, entre 1962 y 1966. Luego, durante la presidencia de Fidel Sánchez Hernández, estuvo de nuevo a cargo del Ministerio del Interior y fungió el cargo de secretario de la República.

Su excelente trabajo y sobre todo su honestidad y rectitud le permitieron ser electo presidente de la Corte Suprema de Justicia en 1970.

Además de su práctica privada y el servicio público, el doctor Arias se desempeñó como profesor de Derecho Procesal Civil y Derecho Constitucional en la Universidad de El Salvador.

El abogado Francisco Armando Arias padre, quien siempre será recordado como un esposo, padre, abuelo y bisabuelo ejemplar, así como excelente ciudadano, profesional y hombre de bien, siempre supo combinar a la perfección su vida hogareña y profesional con las causas nobles y el deporte.

Según su hijo mayor, fue un gran deportista, lo que le permitió ser el capitán de la selección nacional de fútbol en 1935; además, fue presidente de la federación de fútbol.

Su visión de negocios lo llevó fuera de fronteras y a mediados de los años noventa fusionó su bufete con una prestigiosa firma de abogados costarricenses propiedad de los abogados Muñoz, se convirtieron así en Arias & Muñoz. Lo anterior permitió asesoría a sus clientes en todos los países de la región centroamericana.

“Su vida productiva profesional la vivió placenteramente hasta los últimos días de su vida”, expresó su hijo el doctor Francisco, quien recuerda el amor con que cuidaba a su abuelita María Teresa Arias.

El recordado abogado descansa en paz en el Complejo Funerario Montelena y este día y mañana se oficiarán misas en sufragio de su alma en la capilla de San Benito.

Más de tu interés
Anuncios clasificados

Estimados lectores

LA PRENSA GRÁFICA mantiene la disposición de dejar sus canales de comunicación abiertos para la libre expresión de nuestras audiencias sobre cualquier tema publicado en nuestras plataformas digitales. Sin embargo, hemos leído comentarios ofensivos así como discusiones bastante negativas que contradicen el sentido de la libre expresión.

Les invitamos a hacer buen uso de este espacio generando discusiones sanas y con respeto, ya que al detectar ofensas o calumnias nos vemos en la obligación de borrar los mensajes.