Lo más visto

Esto deben saber los padres si tienen hijos que quieren hacerse un tatuaje (o ya se lo hicieron)

Quizá la respuesta natural de los padres que están en desacuerdo con una acción de sus hijos es el castigo, pero esa no es la mejor alternativa ante un problema en la familia.

Por: Ernesto Arteaga

Enlace copiado

Una de las sorpresas que en la actualidad pueden enfrentar los padres de familia es que alguno de sus hijos se haga un tatuaje sin haberles pedido permiso. Una psicóloga, un tatuador y un abogado dan sus puntos de vista sobre una decisión que puede llevar problemas a un hogar.

1

Anticiparse

Madre e hijo
Foto LPG / Archivo

La psicóloga Marta de Erazo recomienda a los padres tratar este tema con anticipación para evitar sorpresas. En caso que sean personas que no están de acuerdo con los tatuajes —quizá por las creencias religiosas u otras ideas— el tema debe ser tratado desde antes de la adolescencia.

Enlace copiado
2

¿Y si ya se lo hizo?

Tatuaje
Foto LPG / Archivo

La impresión en los padres puede ser grande cuando los jóvenes se hacen un tatuaje. Pero no se debe perder la cabeza: la respuesta está en el diálogo y el razonamiento. "A través del castigo lo único que se logrará es que se vaya a hacer otro", sostiene la profesional consultada. Resulta vital abrir una vía de comunicación y establecer un diálogo directo con los hijos jóvenes sin importar lo que ha pasado antes.

Enlace copiado
3

Pasa más con padres permisivos

Los padres de familia que son más permisivos tienen una mayor probabilidad de que sus hijos se hagan un tatuaje sin informárselos, considera De Erazo. Aunque los mayores no lo noten, los hijos pueden recibir como señal de luz verde que los padres no se manifiesten en contra de los tatuajes.

Enlace copiado
4

También los "piercing"

De Erazo comenta que en su práctica profesional ha conocido con mayor frecuencia casos en los que los hijos se han hecho "piercings" (perforaciones) que tatuajes.

Enlace copiado
5

Mayores, pero con normas

Puede darse el caso en que los hijos son ya mayores de edad y ganan su propio dinero, pero aún viven en la casa de su papás. ¿Pueden tatuarse libremente? El contexto es diferente, pero la psicóloga De Erazo dice que los hijos deben seguir normas si aún están en el hogar de los padres. "Con demasiada frecuencia he visto que en esa situación se incurre en un montón de prácticas inapropiadas", dice. Una de esas normas a guardar es, por ejemplo, informar si se llegará tarde a casa.

Enlace copiado
6

No a jóvenes

Foto LPG / Archivo

El tatuador William Huezo, del estudio Vida Tinta, comentó que sigue como norma no tatuar a menores de edad que no son acompañados por sus papás. Pero cree que hay personas que se dedican a ese oficio que no tienen ese filtro. "Preguntamos la edad y pedimos el DUI", comentó el artista, quien tiene una experiencia de dos décadas en ese trabajo.

Enlace copiado
7

Punto de vista legal

Constitución El Salvador
Foto LPG / Archivo

El abogado Víctor Manuel Iraheta explicó que no hay nada regulado en las leyes sobre la realización de tatuajes a jóvenes. A diferencia de regulaciones que sí impiden la venta de alcohol o cigarros a menores de edad, un estudio de tatuajes no tiene prohibiciones. "Es un contrato de servicios que la ley no prohíbe, no hay acción legal posible", contó el experto en leyes al consultársele las medidas que podrían tomar unos padres en desacuerdo con lo hecho por un hijo.

Enlace copiado

Tags:

Comentarios

X

Suscríbete a nuestros boletines y actualiza tus preferencias

Mensaje de response para boletines