Las lluvias se mantendrán hasta el jueves, según el pronóstico emitido por el MARN. Los huracanes en el océano Atlántico no tendrán una incidencia directa sobre las costas de Centroamérica.
El Salvador

Huracanes del océano Atlántico no afectarían en el país

Las previsiones del Ministerio de Medio Ambiente indican que se moverían hacia el noroeste de EUA.

Las lluvias siguen. Ese es el pronóstico del Ministerio de Medio Ambiente y Recursos Naturales (MARN) para los próximos días en el país. Aunque el huracán Florence y las tormentas tropicales Isaac y Helene no tengan consecuencias directas sobre el país, una vaguada mantendrá la humedad y habrá precipitaciones principalmente en la cordillera volcánica y la parte norte del país.

Napoleón Galdámez, meteorólogo del MARN, aseguró ayer que las lluvias en El Salvador son producto de una baja presión en la zona del golfo de México, que genera humedad desde el océano Pacífico. El fenómeno solo tiene el 30 % de posibilidades de convertirse en tormenta tropical, pero se movería hacia el norte del golfo, por lo que no llegaría a Centroamérica.

Las lluvias desde el lunes a las 7 de la mañana hasta ayer a la misma hora confirmaron que las mayores precipitaciones estuvieron en las zonas altas. En la estación de Juayúa, en Sonsonate, llovieron 40 milímetros (mm), fue el registro más grande en esas 24 horas.

En el volcán Chaparrastique, en San Miguel, se registraron 37.2 milímetros y fue la segunda estación con más lluvia.

En Perquín, Morazán, hubo 33.2 mm, y en Citalá, Chalatenango, 19.8 mm.

El ministerio establece más lluvias para hoy, también en zonas altas del país y que se mantendrán hasta el jueves.

"Posiblemente la zona de convergencia intertropical (ZCIT) se acerque y podría afectar también al país en los próximos días, por eso hay que estar pendientes", dijo Galdámez. "Los fenómenos en el Atlántico no nos van a afectar en Centroamérica", agregó.

Alerta

El lunes, la Dirección de Protección Civil aseguró que se mantenía la alerta verde en el territorio salvadoreño por las precipitaciones y el aumento en la velocidad y altura de las olas, que podrían alcanzar una velocidad de 60 kilómetros por hora y hasta 2.4 metros de altura; sin embargo, no registró emergencias atendidas durante los últimos días.


Para el jueves, "la ZCIT gradualmente comenzará a alejarse de la región centroamericana y se restablecerá el ingreso de flujo del este, el cual transporta humedad desde el Caribe hasta territorio salvadoreño", dice un informe del MARN de ayer.

Aunque las lluvias no han sido constantes ni intensas, el ministerio lanzó advertencias a las personas que visiten las playas, y pidió estar atentos a los informes meteorológicos emitidos.

Hasta el lunes había probabilidades de que se desbordaran los ríos Lempa, Grande de San Miguel y Grande de Sonsonate, pero no se reafirmó esa posibilidad.

Sigue navegando