Análisis. La embajadora de Estados Unidos en El Salvador, Jean Manes, ha sido llamado a consulta sobre la relación del país con China.
El Salvador

Manes: evaluación por relación con China tomará tiempo

La embajadora de Estados Unidos en El Salvador y otros representantes diplomáticos fueron llamados por el Gobierno de EUA para consultas sobre el tema.

La evaluación que haga el Gobierno de Estados Unidos sobre la decisión de El Salvador, República Dominicana y Panamá de romper relaciones diplomáticas con Taiwán y reconocer a la República Popular China no será tan rápida. Así lo dejó entrever ayer la embajadora estadounidense en el país Jean Manes, quien reafirmó el compromiso de seguir apoyando al país. "La reevaluación tomará su tiempo, pero seguimos comprometidos a apoyar las aspiraciones del pueblo salvadoreño", publicó la funcionaria en Twitter.

Manes citó un comunicado del Departamento de Estado de Estados Unidos en el que se llama a ella, así como a la embajadora en República Dominicana, Robin Bernstein, y a la encargada de negocios en Panamá, Roxanne Cabral, para consultas relacionadas con las decisiones recientes de ya no reconocer a Taiwán.

El pasado 20 de agosto, el Gobierno anunció la ruptura con Taiwán, tras 83 años de mantener relaciones diplomáticas.

A juicio de algunos políticos de partidos de derecha, este llamado pone en alerta al país porque podría debilitar la relación con el principal cooperante y poner en peligro la situación de compatriotas salvadoreños.

El diputado del PCN Mario Ponce dijo que la decisión "precipitada e inconsulta" de anular relaciones con Taiwán pondría en peligro la relación con aquellos "países defensores de la democracia y el sistema de libertades".

"Hoy vemos las consecuencias. El hecho de haber llamado a la embajadora, el Gobierno de los Estados Unidos, esa es una señal que nos debe de preocupar porque están analizando la relación, esto quiere decir que no medimos las consecuencias", expresó el legislador.

El alcalde de San Salvador, Ernesto Muyshondt, dijo que fue una decisión a cambio de apoyo electoral y no en favor del país. "Se está poniendo en riesgo la relación con el principal socio comercial, con el principal cooperante que tiene nuestro país", indicó.

En tanto, la jefa de fracción del partido en el Gobierno FMLN, Nidia Díaz, discrepó de las anteriores valoraciones, ya que no cree que derive en una ruptura de relaciones con El Salvador, más bien las fortalecerá. "Si esto tiene que ver con un posible alejamiento de Estados Unidos con nosotros, yo lo dudo, porque hay muchos intereses de por medio, es nuestro primer socio comercial y además nosotros para ellos somos muy importantes, desde la estabilidad y la seguridad en la región", dijo.

Díaz señaló que Estados Unidos reconoce a China Popular desde 1979 e incluso China le ha pagado toda la deuda. "Los tiempos han cambiado y nosotros no somos satélite ni de Estados Unidos ni de China ni del mundo; estamos en la búsqueda de nuestro propio desarrollo", objetó.

José Luis Lovo Castelar, miembro del Consejo Consultivo de Cancillería y exdirector general de ese ministerio, opinó que la convocatoria a los embajadores es un llamado de atención porque consideran que China está cruzando la línea, y que esta sería más bien una disputa geopolítica.

Comentó que en 1850 había una disputa geopolítica entre Estados Unidos e Inglaterra para estar cercanos a la región centroamericana. Mencionó que Estados Unidos quería hacer prevalecer el principio "América es para los americanos".

Sigue navegando