EUA: grupo bipartidista de alcaldes urge renovar TPS

Recuerdan a la administración de Donald Trump que ES no es capaz de manejar el retorno de sus ciudadanos y que el país tiene una alta tasa de homicidios.
Enlace copiado
Foto de LA PRENSA  Conteo.   El lunes vence el plazo de 60 días previos que tiene el DHS para anunciar qué pasará con el TPS de 190,000 salvadoreños que viven en Estados Unidos.

Foto de LA PRENSA Conteo. El lunes vence el plazo de 60 días previos que tiene el DHS para anunciar qué pasará con el TPS de 190,000 salvadoreños que viven en Estados Unidos.

Enlace copiado

Un grupo bipartidista de alcaldes que ejercen en ciudades de Estados Unidos envió el miércoles una carta el Departamento de Estado y al Departamento de Seguridad Nacional (DHS, en inglés) pidiendo la urgente renovación por 18 meses para el Estatus de Protección Temporal (TPS, en inglés) de 190,000 salvadoreños.

El TPS de El Salvador vence el próximo 9 de marzo, pero el lunes 8 de enero, a más tardar, el DHS anunciará si se dará una prórroga automática, otra renovación, o si, finalmente, el estatus que ha permitido a estos salvadoreños trabajar y echar raíces en Estados Unidos será terminado.

“En el vacío dejado por un Gobierno que lucha aún para atender sus necesidades infraestructurales más básicas, la violencia y el crimen causan estragos en el país”.
Cities for Action,  carta enviada al DHS y al Departamento de Estado 

“Terminar con el TPS mandaría de regreso (a El Salvador) a nuestros residentes de hace tanto tiempo a un país que no puede manejar adecuadamente el retorno de sus nacionales”, dice parte de la misiva publicada en la página de Cities for Action, una coalición de ciudades que defienden la reforma migratoria integral.

La carta publicada ayer está firmada por 19 alcaldes de importantes ciudades con amplia presencia de inmigrantes.

Entre los políticos que firman está el alcalde de Aurora, Steve Hogan, quien es del Partido Republicano. El resto pertenecen al Partido Demócrata.

A pesar de que, de acuerdo con las leyes migratorias de Estados Unidos, el TPS se otorga solo a países que sufren un conflicto bélico o por desastres naturales, los alcaldes que firman la misiva dicen también que “en el vacío dejado por un Gobierno que lucha aún para atender sus necesidades infraestructurales más básicas, la violencia y el crimen causan estragos en el país. Actividad de pandillas brutales como la pandilla 18 y la MS-13 se ha expandido, el robo armado es común, y el país tiene una de las más altas tasas de asesinato”.

“La gente de El Salvador ha sufrido enormemente en su país en los años recientes. La ciudad de Houston les ha dado la bienvenida con los brazos abiertos. Continuamos haciéndolo”.
Sylvester Turner,   vicealcalde de Houston

Por ley, el Departamento de Estado debe de enviar una carta de carácter interno a la actual secretaria del DHS, Kirtjen Nielsen, en la que debe decir si recomienda o no extender el estatus.

Hace meses trascendió que el secretario de Estado, Rex Tillerson, había recomendado a la entonces secretaria interina del DHS, Elaine Duke, no renovar el TPS de Honduras. Duke decidió en noviembre postergar la decisión sobre ese país, pero canceló el estatus para Nicaragua.

Días después, el TPS de Haití fue cancelado.

“Estoy hombro con hombro con los alcaldes del país y con los cuatro mil salvadoreños que viven en Nueva York con TPS para pedir una extensión de 18 meses”, dice en la carta el alcalde de Nueva York, Bill de Blasio. Acaba de iniciar su segundo mandato.

El alcalde de Houston, Sylvester Turner, dijo por su parte: “La gente de El Salvador ha sufrido enormemente en su país en los años recientes. La ciudad de Houston les ha dado la bienvenida con los brazos abiertos. Continuamos haciéndolo, y los salvadoreños han contribuido profundamente a nuestra cultura y economía. Pedimos que el TPS sea extendido para que los salvadoreños puedan permanecer a salvo en Houston”.

Los dirigentes aseguran en su carta: “Los beneficiarios salvadoreños del TPS que representamos tienen raíces profundas en nuestras comunidades. Permitir que su estatus expire dividiría familias y dañaría nuestras ciudades”.

Los inmigrantes salvadoreños con TPS han sido protegidos de la deportación desde 2001, además de tener permisos de trabajo.

Los gobiernos locales de Estados Unidos también han salido al paso para defender el TPS de El Salvador. Dos ciudades de Nueva Jersey (Dover y Elizabeth) aprobaron resoluciones a finales de noviembre en total apoyo al TPS, uniéndose a una lista de estados y municipalidades que también han pedido al gobierno federal que mantenga el programa.

De acuerdo con un estudio, de terminar el programa para los connacionales, cerca de 192,700 menores de edad, hijos de salvadoreños con TPS, se verían entre la decisión de retornar al país junto a sus padres o permanecer en Estados Unidos y valerse por sí solos.

Más allá de esto, si estos jóvenes son enviados a El Salvador podrían caer presa de extorsiones, asedio, o reclutamiento por parte de pandillas, según artículo de opinión escrito por el obispo de Estados Unidos Mark Seitz y publicado en The Hill.

Un reporte de la delegación de Migración y Servicios para refugiados de Estados Unidos, de la Conferencia de Obispos Católicos (agosto), dice que los retornados con TPS se unirían a la población desempleada en El Salvador, pues el país aún necesita desarrollar capacidad para absorberlos a todos.

 

95%
  de los inmigrantes salvadoreños con TPS en EUA es parte de la fuerza laboral.

Lee también

Comentarios

Newsletter