Lo más visto

El Salvador debe prepararse ante cualquier escenario sobre TPS, dice canciller

El canciller salvadoreño dijo hoy que se tiene un plan de contingencia ante la posibilidad de que Estados Unidos decida no renovar el Estatus de Protección Temporal (TPS), que actualmente ampara a cerca de 190 mil salvadoreños en ese país. Además, dijo que la palabra “temporal” debe irse “borrando del mapa”.
Enlace copiado
Foto archivo/LPG.

Foto archivo/LPG.

El Salvador debe prepararse ante cualquier escenario sobre TPS, dice canciller

El Salvador debe prepararse ante cualquier escenario sobre TPS, dice canciller

Enlace copiado
“Debemos estar preparados ante cualquier escenario”, dijo hoy el canciller salvadoreño Hugo Martínez en una entrevista televisiva donde fue cuestionado sobre las posibilidades de que el Estatus de Protección Temporal (TPS, por sus siglas en inglés), que ampara a cerca de 190 mil connacionales en Estados Unidos, sea cancelado por el país norteamericano.

Ante la posibilidad de que el TPS ya no sea renovado, el ministro de Relaciones Exteriores  aseguró que el Gobierno tiene “un plan de contingencia”; sin embargo, declinó detallar sobre este.

“Tenemos un plan de contingencia (...) pero no queremos hablar sobre el plan de contingencia hasta no agotar el último recurso, porque hablar de eso es como dar la batalla por perdida”, dijo, refiriéndose a que el Gobierno se encuentra trabajando para una prórroga del beneficio o una medida alternativa. “No se trata de encasillarnos en una prórroga del TPS”, señaló, y agregó: “lo que debemos ir borrando del mapa es la palabra temporal, porque no le sirve ni a Estados Unidos ni a la Alianza (con el Triángulo Norte de Centroamérica)”.

Martínez recordó que El Salvador ha logrado varias prórrogas desde que el TPS fue otorgado como ayuda por la crisis de los terremotos ocurridos en El Salvador en 2001 y explicó que, el número inicial de beneficiados, que entonces rondaba los 260 mil salvadoreños, ha ido disminuyendo hasta los cerca de 190 mil actuales porque los otros 70 mil fueron saliendo del beneficio “a lo largo del tiempo” al mejorar su estatus migratorio en Estados Unidos.

Además, dijo que se está contemplando proponer otra medida de beneficio más permanente para los salvadoreños adscritos al TPS, si este fuera suspendido. Sobre esto, dijo que la medida debería ser sometida a la aprobación del Congreso.

También, dijo que hay un factor que beneficia la posibilidad de la continuidad del TPS, y es la disminución del 30 % de la migración irregular hacia Estados Unidos registrada en los últimos meses. “Esos son buenos números para la discusión del TPS con Estados Unidos”, valoró.

Las posibilidades de que el TPS con Estados Unidos sea cesado surgieron luego que ese país decidiera dar una prórroga de seis meses al mismo recurso con el que beneficia a Haití, con el que solamente renovó la medida por seis meses más.

Sin embargo, Martínez dijo que esto no solo debe verse como una “señal de alerta” sino también como un “proceso de asentación” del nuevo gobierno de Donald Trump.

El domingo pasado, la embajadora de Estados Unidos en El Salvador, Jean Manes, fue consultada sobre esta duda que embarga a miles de salvadoreños, ella resaltó que “la primera palabra del TPS es temporal” pero aún “es demasiado temprano” para saber lo que sucederá con este beneficio.
 

DEPORTADOS CON ANTECEDENTES

Por otra parte, Martínez también habló hoy sobre el tema de los deportados con antecedentes criminales o quienes carecen de uno pero representan un “peligro” para El Salvador, mismo abordado ayer por el ministro de Justicia y Seguridad, Mauricio Ramírez Landaverde.

Este último dijo ayer que quienes vengan de Estados Unidos y posean un “perfil peligroso”, aún sin tener cuentas pendientes con la justicia salvadoreña, serán sometidos a medidas reeducativas por la fuerza y bajo control del Estado, amparados en el artículo 13 de la Constitución.

Sobre esto, Martínez secundó las declaraciones, y dijo que “lo que más debe preocupar son las personas que tienen antecedentes en Estados Unidos pero no tienen órden de captura en El Salvador”.

“Son la minoría pero representan un pelígro para el país”, agregó el canciller. No obstante, aclaró que la mayoría de deportados, un 83 % aproximadamente, no tienen antecedentes de ningún tipo.

Del 17 % que son deportados con antecedentes, solo el 20 % son por delitos relacionados a pandillas o al narcotráfico, el otro 80 % son por “problemas menores con la justicia en Estados Unidos”, algunos incluso por infracciones de tránsito, dijo.


 

Tags:

Lee también

Comentarios