Lo más visto

Nueva York se defiende como “ciudad santuario”

El alcalde Bill de Blasio advirtió que llevará a Trump hasta la corte.

Enlace copiado
Ap/LA PRENSA  Al paso.  El alcalde de Nueva York, Bill de Blasio, defendió esta semana a los inmigrantes indocumentados.

Ap/LA PRENSA Al paso. El alcalde de Nueva York, Bill de Blasio, defendió esta semana a los inmigrantes indocumentados.

Enlace copiado

El Departamento de Justicia (DOJ), a través de una carta enviada hace varios días, le dio un ultimátum a la Ciudad de Nueva York para que empiece a compartir información sobre los indocumentados y así cumpla con las disposiciones de las leyes federales migratorias antes del 27 de octubre próximo, o de lo contrario correrá el riesgo de perder millones de dólares en fondos provenientes de Washington. Pero este jueves el alcalde Bill de Blasio le salió al paso a las amenazas y advirtió que, si se hacen efectivos los recortes, llevará al presidente Trump a los estrados judiciales, pues como ciudad santuario Nueva York seguirá protegiendo a los indocumentados.

“Nosotros estamos cumpliendo. Cumplimos plenamente con la ley. La NYPD merece los fondos antiterroristas que obtuvo del gobierno federal, y si el presidente Trump detiene nuestros fondos para la NYPD, veremos al presidente en la corte. Es tan simple como eso”, advirtió el mandatario, quien destacó que las medidas adoptadas por la ciudad para que las autoridades locales no compartan información de indocumentados con el gobierno federal están amparadas por la ley, y que Washington no puede hacer recortes por cuestiones políticas.

“Estamos en pleno cumplimiento. La Corte Suprema bajo el juez Roberts, quien, de hecho, escribió la decisión en 2012, dijo que el gobierno federal no puede, por razones políticas, retener fondos de esta naturaleza”, dijo De Blasio, manifestando que está preparado para pelear en los estrados. “Eso fue reiterado recientemente en otra acción judicial. Cumplimos plenamente, y si quieren tener una batalla legal, estamos listos para la batalla en la corte”.

Según el Departamento de Justicia, tras revisar las legislaciones y políticas locales que amparan a Nueva York como ciudad santuario, encontraron que viola al menos cuatro disposiciones que figuran en las leyes federales de inmigración.

En tanto, un juez federal en Chicago rechazó ayer la solicitud del Departamento de Justicia para que ponga fin a la suspensión nacional que impuso a una política con la que el gobierno del presidente Trump pretende retener las subvenciones para la seguridad pública a las ciudades “santuario”. De esta manera se mantiene el bloqueo para aplicar esta restricción en otros estados, como al inicio.

Lee también

Comentarios