Salvadoreños dispuestos a luchar por quedarse en EUA

En Los Ángeles, la ciudad con más tepesianos, los compatriotas esperan mayores detalles que les den una luz sobre su futuro.
Enlace copiado
Información oficial. El Gobierno salvadoreño cuenta con 18 consulados en Estados Unidos. En estas oficinas pueden dar información confiable para reinscribir el TPS y esta ayuda es gratuita. En la imagen, un empleado del consulado de Los Ángeles revisa los documentos de una salvadoreña que reinscribe TPS por última vez.

Información oficial. El Gobierno salvadoreño cuenta con 18 consulados en Estados Unidos. En estas oficinas pueden dar información confiable para reinscribir el TPS y esta ayuda es gratuita. En la imagen, un empleado del consulado de Los Ángeles revisa los documentos de una salvadoreña que reinscribe TPS por última vez.

Enlace copiado

El equipo del presidente Donald Trump escribió el último capítulo del Estatus de Protección Temporal (TPS) para El Salvador a inicios de este año. Los compatriotas que todavía gozan de esta protección tienen, a partir de marzo próximo, 18 meses para lograr algún tipo de estatus permanente para vivir en Estados Unidos o preparar su retorno a El Salvador.

En California viven 49,100 salvadoreños amparados al TPS y 50,300 hijos de estas personas, de acuerdo con el Centro para el Progreso Americano. Es la ciudad donde se concentran más compatriotas con el beneficio. Pero los niños y jóvenes que han procreado, por haber nacido en ese país –aunque son hijos de inmigrantes– ya son ciudadanos estadounidenses.

Susana Moncada es una compatriota que vive en Los Ángeles y ha vivido 25 años en Estados Unidos. Frente a la cancelación del TPS, ella instó a los salvadoreños a que “no tengan miedo. De que nos vamos a quedar, nos vamos a quedar y vamos a luchar por la residencia permanente”, dijo Moncada.

Todavía existen muchas opciones para poder legalizarse, pero hay que iniciar los procesos lo antes posible. La cancillería salvadoreña y la Embajada de Estados Unidos recomiendan que el primer paso sea renovar el TPS.

Moncada recordó la importancia que tiene la comunidad de paisanos en la contribución a los impuestos y a la economía en general, y agregó que “ayuda hay” en las organizaciones y en las clínicas comunitarias, por ejemplo.

Pero Julio, un salvadoreño que no dio más detalles de su nombre, no suena tan optimista.

El connacional está preocupado y molesto por las decisiones que toma el gobierno de Salvador Sánchez Cerén. “En estos momentos, hay mucho rumor”, dijo Julio. “Por su tendencia que tiene, de socialistas, no sabemos si está actuando a favor de nosotros en el Senado”, agregó.

El Senado es la cámara alta del Congreso estadounidense. Desde ahí, junto a la cámara baja pueden crear y aprobar una ley que abra las puertas a la residencia permanente de los tepesianos. Los gobiernos de países beneficiados han hecho las negociaciones, aunque por el momento no hay mayor avance.

Son 190,000 compatriotas con el TPS y con sus hijos menores de edad son 192,000 más. Julio duda que puedan tener alguna esperanza.

“No creo que El Salvador tenga capacidad para eso. Y esas ‘tonteras’ que hablan, que nos van a mandar a Catar. Eso no funciona. Somos personas, no somos animales que van a mover”, criticó.

La opción de Bolivia le molestó aún más. “Jamás, ¿qué es eso? ¿Qué es Bolivia? Si apenas pueden sobrevivir ellos allá. Luego, ¿qué van a decir? ¿Venezuela?”, reprochó el compatriota.

También, Julio opinó que “El Salvador depende de todos los que estamos acá”, porque envían más de $4,000 millones al año en remesas y teme que, si retornan, sean “carnada” para los criminales.

95%
 salvadoreños con TPS tienen edad y condiciones para trabajar, según estudio.

Lee también

Comentarios

Newsletter