De visita son un peligro

El FAS apelará a su buen momento como equipo visitante para sacar un buen resultado en el clásico.
Enlace copiado
De visita son un peligro

De visita son un peligro

De visita son un peligro

De visita son un peligro

De visita son un peligro

De visita son un peligro

De visita son un peligro

De visita son un peligro

De visita son un peligro

De visita son un peligro

De visita son un peligro

De visita son un peligro

De visita son un peligro

De visita son un peligro

De visita son un peligro

De visita son un peligro

Enlace copiado
Luego de 10 jornadas del campeonato Clausura 2015, FAS no registra derrotas fuera del estadio Óscar Quiteño. Los tigrillos han sumado ocho puntos de 12 posibles en condición de visitantes.

Sobre el buen momento que atraviesa el plantel santaneco fuera de sus confines, el timonel Alberto Castillo comentó que es algo “complejo”. “Es algo raro lo que ha pasado, pues no hemos podido manejar la presión dentro de casa, pero ganamos fuera”, enmarcó “Chochera”.

En condición de visita, el FAS cayó por última vez el 13 de diciembre de 2014, en la semifinal de vuelta del campeonato Apertura, precisamente ante el Águila.

Cabe mencionar que cuando se habla de visitas en la fase regular, la estadística se amplía notablemente a favor de los asociados, ya que acumulan 10 juegos sin perder fuera de casa. “Hemos tenido un buen rendimiento fuera de casa. Eso habla de que hemos realizado muy buenos partidos, y se atribuye al talento del equipo”, mencionó el defensor Carlos Carrillo.

En fecha regular, los felinos cayeron por última ocasión en la jornada tres del Apertura 2014, cuando visitaron el Complejo de Opico para enfrentar al Juventud Independiente. Ese encuentro marcó el debut del estratega Agustín Castillo, que se vinculó por cuarta ocasión con FAS para sustituir al extécnico Efraín Burgos.

Empero, los tigrillos no despegan en casa, donde solo han conseguido cinco puntos de 18 en disputa. De acuerdo con el míster occidental, el mal estado del campo y la presión han pasado factura. “Al final la desesperación nuestra hace que los rivales anoten y terminen ganando. Es una situación compleja, pero seguimos trabajando para superarla”. “Esperamos que en el futuro la cancha se arregle porque está bastante mala. La gente, de lejos o por televisión, dice que está buena, pero no”.

Luego del clásico, la agenda de la escuadra fasista depara dos enfrentamientos consecutivos fuera de Santa Ana. Regresará a su estadio el 8 de abril de 2015 para recibir al Santa Tecla.

Según el portero Luis Contreras, el objetivo será la reivindicación. “Personalmente nos sentimos en deuda con la afición, al igual que con el equipo porque no estamos en el lugar que se merece. Toca disculparnos y agradecer a las personas que todavía vienen al estadio”, dijo “Motor”.

Lee también

Comentarios

Newsletter