El boleto se le escapa

FAS perdió ante Pasaquina y quedó fuera de los primeros ocho lugares de la tabla.
Enlace copiado
El boleto se le escapa

El boleto se le escapa

El boleto se le escapa

El boleto se le escapa

Enlace copiado
Los resultados de la jornada sabatina habían jugado a favor del FAS, pero el libreto le deparó algo distinto ayer. El estadio Óscar Quiteño fue testigo de un partido con pocas luces y de un Pasaquina que, pese a no ser arrollador, apeló a su precisión para quedarse con los tres puntos.

El resultado agudizó la situación tigrilla: en el umbral de una crisis y ahora con un panorama complicado para alcanzar la meta de los cuartos de final.

El once de Roberto Gamarra presentó una sola variante: Iván Castro Suazo retornó para aportar con marca y suplir a Carlos García quien pagó castigo tras ser expulsado ante el Alianza.

El arranque fue tibio, aunque disputado con fuerzas en el mediocampo. Por la situación en la tabla, y a falta de cuatro jornadas para llegar al desenlace, ninguna escuadra se podía regalar.

Los tigrillos trataron de avanzar a través de pases filtrados y triangulaciones. En más de una ocasión, fueron sorprendidos en fuera de lugar o anulados por la presión ejercida por el rival.

Avanzaron los minutos y los dirigidos por Hugo Ovelar continuaban especulando en el ataque. No encontraron profundidad, pero tradujeron sus aspiraciones por los tres puntos a través de jugadas estacionarias que fueron bien contenidas por Luis Contreras.

Más dinámica

La parte complementaria arrancó con mejor disposición de parte de los dos equipos, conscientes de que Sonsonate los había superado en la tabla con su triunfo ante Chalatenango y que solo la victoria les servía. Fue así como FAS abrió el marcador al 48'.

Medio gol fue del recién ingresado Fernando Castillo, quien recibió un pase largo de los botines de Jorge Morán para devorar terreno y ganar línea de fondo. Tras sacudirse las marcas, el juvenil mandó un pase hacia atrás, donde se encontró con Ricardo Guevara que definió sin problemas.

Con el 1-0, el partido aceleró en revoluciones. El cuerpo técnico de Pasaquina apostó por el ingreso de José Romero y Manuel Lucero, quienes inyectaron peso en la ofensiva.

La fórmula de Ovelar terminó de concretarse por medio de Lucero, en una jugada en la que los jugadores de la escuadra local terminaron pidiendo un fuera de lugar y se quedaron parados viendo al argentino globearle el balón a “Motor” para poner el 1-1.

El empate intensificó la búsqueda del tanto por parte de ambos equipos. Sin embargo, los tigrillos no tuvieron pegada y el Pasaquina concretó la remontada con una jugada calcada al primer tanto, cuando, al 90' Rafael Flores se metió entre los defensas y volvió a dejar tirado a Contreras. Puñalada: 1-2 a favor de Pasaquina y los tigrillos, derrotados, fuera de zona de clasificación.

Lee también

Comentarios

Newsletter