Lo más visto

El legado de Serena

La tenista Serena Williams ha ganado cuatro medallas y quiere agrandar su palmarés.
Enlace copiado
El legado de Serena

El legado de Serena

El legado de Serena

El legado de Serena

Enlace copiado
Pese a los rumores sobre el posible retiro de Serena Williams de los Juegos Olímpicos para enfocarse en el Abierto de Estados Unidos y tomar un breve descanso de su exigente carrera, la estadounidense dijo que no se quería perder la cita de Río y que quería seguir haciendo historia en los Juegos. Así que se embarca a su quinta participación olímpica.

Serena Williams comenzó su carrera como profesional cuando tenía solamente 17 años de edad. Dos años más tarde ya era una estrella en ascenso y logró llegar al puesto 99 en el ranking mundial de la WTA.

La menor de las hermanas Williams ganó el primero de sus 22 Grand Slams en 1999, cuando derrotó en la final del US Open a Martina Hingis. Ese éxito se vio acompañado de su primera medalla olímpica, en Sídney 2000, cuando ganó dobles junto a su hermana Venus.

En 2002, Serena empezó una racha inolvidable: ganó el US Open, Roland Garros y Wimbledon, derrotando a su hermana Venus en las tres finales, y en 2003 lograría ganar el Abierto de Australia, para convertirse en la sexta mujer de la historia en completar el trébol y ganar los cuatro Grand Slams.

Lastimosamente las lesiones siempre han sido parte de la vida de Serena y en agosto de 2003 su rodilla tronó y estuvo fuera de las canchas varios meses; también un mes después su media hermana, Yetunde Price, fue asesinada. Un golpe duro para la estadounidense.

Así, en 2006, tres años después, Serena Williams no era la misma de antes, las lesiones habían acabado con ella y su juego había bajado notablemente, tanto que llegó a caer hasta la posición número 139 en el ranking mundial. Parecía que sus mejores tiempos habían pasado, sobre todo por la irrupción en el circuito de nuevas tenistas y sobre todo del lado europeo del mundo.

El resurgir

En 2008, Serena compitió en los Juegos Olímpicos de Pekín y ganó su segunda medalla de oro en dobles con su hermana Venus. Eso le sirvió para relanzar su carrera y en 2009 ganó el Abierto de Australia y Wimbledon.

Ese mismo año, la reina del tenis sufrió un incidente con uno de los árbitros en el US Open. Según la juez de línea, Serena la amenazó de muerte, lo que le causó una multa de $82,500, la multa más alta dada para una tenista.

Dos años después, en 2011, a Serena se le detectó un coágulo de sangre en uno de sus pulmones, el cual la mantuvo fuera de las canchas por varios meses. Pero, como siempre, Serena volvió a resurgir de las lesiones y en los Juegos Olímpicos de 2012 en Londres la tenista conseguiría su primera medalla olímpica en singles femenino, al derrotar en la final a María Sharápova. Al día siguiente ganaría su tercera medalla en dobles junto a su hermana Venus y su cuarta medalla olímpica en total.

La reina del tenis ha ganado 22 Grand Slams y cuatro medallas olímpicas, a pesar de todos los problemas y lesiones que ha tenido. Ya es, junto con Steffi Graf, las únicas tenistas de la historia en completar el Golden Slam (los cuatro Grandes más el oro olímpico), por lo que ahora lo que le queda es ver hacia arriba y volverse más inalcanzable.

Lee también

Comentarios