Lo más visto

Entre luces y sombras

“La Chochera” registró un triunfo y un empate en su estreno como técnico de la selección mayor.
Enlace copiado
Doblete.  Gilberto Baires (10) es felicitado por sus compañeros de selección, luego de anotar uno de sus dos tantos en el triunfo de la Azul ante Luis Ángel Firpo, ayer.

Doblete. Gilberto Baires (10) es felicitado por sus compañeros de selección, luego de anotar uno de sus dos tantos en el triunfo de la Azul ante Luis Ángel Firpo, ayer.

Oportunidad.  Cristian Bautista tuvo oportunidad de jugar en el grupo que se enfrentó a Firpo, por la tarde, en Las Delicias.

Oportunidad. Cristian Bautista tuvo oportunidad de jugar en el grupo que se enfrentó a Firpo, por la tarde, en Las Delicias.

Inaugurado.  El juego entre la selección y Santa Tecla sirvió para inaugurar la iluminación del estadio Las Delicias.

Inaugurado. El juego entre la selección y Santa Tecla sirvió para inaugurar la iluminación del estadio Las Delicias.

Entre luces y sombras

Entre luces y sombras

Enlace copiado
En el estadio Las Delicias, la renovada selección mayor de fútbol encendió nuevas luces en su proceso acelerado de preparación rumbo a la Copa Centroamericana con un triunfo cómodo ante un Firpo, en fase de reestructuración, y un empate trabado ante un Santa Tecla que sonrojó al virtual equipo titular de Alberto Castillo.

Más allá de marcadores, ambos juegos sirvieron al técnico peruano para medir el trabajo de los tres microciclos desarrollados hasta el momento desde que tomó las riendas en diciembre e ir perfilando ya el probable once titular de cara al compromiso en Costa Rica donde tendrá como rivales a Honduras y Panamá.

Tras el doble ensayo en territorio tecleño, la Azul mayor dejó sombras en algunas áreas, como consistencia, poder de definición y ritmo, apartados en los que el estratega peruano deberá de meter pulidora

“Fue un trabajo duro y acelerado, en 15 días trabajamos de todo, al final se ganó, fuimos certeros a la hora de definir, falta ritmo en media cancha y hemos visto más cosas buenas que malas”, reconoció Alberto Castillo en primeras valoraciones sobre el ensayo ante los pamperos.

En ambos duelos, la Azul mostró en buenos tramos mejor trato al balón y buena transición del medio hacia el frente, pero quedó en evidencia que todavía falta mucho por trabajar sobre todo en profundidad y las variantes tácticas.

Fue hasta el segundo encuentro cuando “la Chochera” presentó al equipo más sólido y el que apunta a ser el cuadro base para el regional. En efecto, Dagoberto Portilllo apareció bajo los tres postes y Mardoqueo Henríquez, Miguel Granadino, Alexander Mendoza y Álex Larín en la zona baja.

En el trabajo de contención Richard Menjívar combinó con Darwin Cerén, mientras que con mayor proyección ofensiva fungieron Andrés Flores y Darwin Bonilla alimentando con balones a Rafael Burgos y Cristian Castillo.

Dudas mayores

En el segundo examen, Alberto Castillo paró al once titular de mayor rodaje, pero no intimidó a un Santa Tecla que sonrojó a la selecta al minuto 6 con un gol de Abraham Amaya. El tanto tempranero puso a prueba el poder de reacción de los pupilos del peruano que mantuvieron un merodeo constante sobre la cabaña defendida por Juan José Cruz, pero sin la claridad para igualar el marcador.

El 1-0 propició un partido vibrante, de mayores emociones y de amplio dominio para la Azul que no entró en desesperación. Fue hasta el minuto 24 que el combinado nacional encimó con mayor ímpetu y tuvo claras opciones, como la de Darwin Cerén que le quemó las manos a Juan José Cruz, el salvador tecleño.

Apagó de nuevo el ímpetu del combinado nacional Kevin Santamaría con un segundo tanto al '27 en un contragolpe que desnudó la fragilidad defensiva.

La Azul vio compensada su apuesta ofensiva con el ansiado tanto del descuento al minuto 40 por intermedio de Andrés Flores, quien recibió una diagonal retrasada de parte de Cristian Castillo y puso el balón en el fondo con un disparo potente.

La Azul no quitó el dedo del renglón y recogió los frutos de su abrumador dominio con el 2-2 que firmó Darwin Bonilla con un tiro raso al '71.

En ambos partidos, Castillo apostó por una línea de cuatro en el fondo, la cual mutaba a tres cuando estaba en proyección ofensiva. De igual forma en los dos test, el ansia y los nervios también serán aspectos por trabajar en las próximas prácticas previas al tercer amistoso contra el subcampeón Alianza el miércoles.

El primer festejo

En el juego contra Firpo defendieron Milton Molina, Adán Reyes, Dan Torres y Romeo Monteagudo, mientras que el trabajo de contención recayó en Raúl Renderos y adelante de él con funciones más creativas estuvieron Gilberto Baires, Gerson Mayén y Herbert Sosa de quienes “la Chochera” avaló su desempeño.

Los partidos también fueron vitrina para algunos jugadores, como Nelson Bonilla, quien abrió el marcador al minuto 3 ante los usulutecos en una gran maniobra individual por el centro.

También reclamó un trozo de protagonismo Gilberto Baires al firmar el segundo gol con un magistral toque en una acción a balón parado, aspecto en el cual el estratega peruano hizo énfasis en los últimos entrenamientos.

El público aplaudió el despliegue a la ofensiva de la selecta, pero también criticó con silbidos generalizados la pérdida de intensidad o la falta de rapidez en algunos tramos de los partidos.

La Azul se relajó con el 2-0, perdió el control del medio campo y también sufrió serias arremetidas de Firpo que incluso malogró un penalti al minuto 62 que tapó Derby Carrillo a Mauricio Quintanilla.

Tags:

Lee también

Comentarios