Lo más visto

Más de Deportes

Europa se pone al rojo vivo con una jornada de derbis en las diferentes ligas

No solo el Real Madrid y el Atlético ofrecerán buen espectáculo este fin de semana. Acá te revelamos los otros derbis y sus horarios.
Enlace copiado
Europa se pone al rojo vivo con una jornada de derbis en las diferentes ligas

Europa se pone al rojo vivo con una jornada de derbis en las diferentes ligas

Enlace copiado
MADRID, ESPAÑA. De Londres a Roma, pasando por Atenas, algunos de los derbis más calientes del fútbol europeo se disputan en el mismo fin de semana que el primer choque en el nuevo Metropolitano entre el Atlético de Madrid y el Real Madrid.


ARSENAL-TOTTENHAM (Sábado, 6:30 de la mañana, hora salvadoreña)

A punto de cumplirse el 130 aniversario del primer enfrentamiento entre ambos -un partido suspendido por falta de luz a falta de un cuarto de hora que se adjudicaron los Spurs (2-1) el 19 de noviembre de 1887- Arsenal y Tottenham chocan en el Emirates para confirmar si es real el cambio de ciclo.

Porque el derbi del Norte de Londres plasma una rivalidad que cuenta hasta con un día "festivo" propio: St. Totteringhams Day. Se lo inventó en 2002 una web de aficionados del Arsenal para celebrar el día en el que se confirmaba que los "gunners" quedaban por delante de los "spurs" en la Liga y, desde 2010, lo han popularizado los medios.

Hasta la pasada temporada siempre habían podido festejarlo, porque desde la llegada de Arsene Wenger el Arsenal siempre había quedado por delante del Tottenham. Pero Pochettino lo cambió todo el año pasado y desató la euforia de unos aficionados spurs que corearon con sorna desde las gradas: "St. Tottenringham cancelado. Wenger quédate".

Ahora, Pochettino vuelve a poner contra las cuerdas a Wenger, cuyo equipo recibe al Tottenham con cuatro puntos menos que su máximo rival y alejado a 12 puntos del líder, el Manchester City.

En el Tottenham, triunfante en la Liga de Campeones, la principal preocupación de Pochettino es el estado físico de media plantilla, con sus estrellas Dele Alli y Harry Kane a la cabeza, que se perdieron por lesión los amistosos disputados por Inglaterra y se espera que regresen para el derbi.


LAZIO-ROMA (Sábado, 11:00 de la mañana)

El "Derby della Capitale" entre el Lazio y el Roma es mucho más que un partido de fútbol. Es una pasión desatada y, habitualmente, un problema de orden público con actos delictivos protagonizados por los ultras de ambos bandos.

En plena depresión tras confirmarse su ausencia del Mundial, el fútbol italiano fija sus ojos en la capital, no sin preocupación, porque hace apenas un mes unas pegatinas con la imagen de Anna Frank vestida con la camiseta del Roma, que aparecieron antes del Lazio-Cagliari, reavivaron la polémica sobre cuáles deben ser los límites de la rivalidad.

Los dos técnicos saben a lo que se enfrentan, porque lo vivieron como jugadores. El exgoleador Simone Inzaghi nunca le marcó un tanto al Roma en Liga. Di Francesco admitió esta semana que, en su primer derbi, le temblaban las piernas.

Llega, además, en plena efervescencia porque nunca antes se cruzaron con tantos puntos a estas alturas de la temporada; el Lazio es cuarto, con 28 puntos y el Roma quinto, con 27.


ATLÉTICO DE MADRID-REAL MADRID (Sábado, 1:45 de la tarde)

El primer derbi del nuevo Metropolitano obliga a ambos por igual. Alejados a ocho puntos del Barcelona, un tropiezo significa, prácticamente, decir adiós a la Liga.

Atlético y Real Madrid han fallado más de lo que se espera y tienen a sus estrellas bajo sospecha. Cristiano y Griezmann no han marcado más que un gol en la Liga y, mientras el portugués vuelve a deslizar que se quiere ir, el francés coquetea con su futuro, ahora parece que vestido de azulgrana.

Pero un derbi es distinto a todo y el Wanda Metropolitano se vestirá de gala para acoger su primer choque de máxima rivalidad. Otro partido de alta tensión donde la afición rojiblanca confía en crear la misma atmósfera explosiva que lograba en el Calderón.


PANATHINAIKOS-AEK ATENAS (Domingo, 11:30 de la mañana)

El Panathinaikos aún luce orgulloso su pasado continental -subcampeón de la Copa de Europa en 1971 bajo la dirección de Ferenc Puskas- y es uno de tres clubes (junto a Olympiacos y PAOK) que nunca ha descendido.

El AEK, fundado por los refugiados que salieron de Constantinopla tras la guerra turco-griega, exhibe sus 29 títulos y un insólito resurgir tras convertirse en un equipo amateur y dejar la máxima división griega, en la temporada 2013-14.

Ahora, bajo la dirección del exsevillista Manolo Jiménez -en su segunda etapa en ese banquillo-, el AEK es el único que le aguanta el ritmo al sorprendente Atromitos.

A ambos clubes, que llegaron a compartir el estadio olímpico, les une su animadversión hacia el Olympiacos, lo que no impide que al equipo de Jiménez le espere un ambiente hostil por parte de la "Gate 13", el grupo radical de su rival, cuyo comportamiento ya le ha costado puntos de sanción al conjunto que dirige Marinos Ouzounidis.

Tags:

Lee también

Comentarios