Haití pagó los platos

Brasil aprovechó lo frágil de la zaga de Haití para tomar confianza.
Enlace copiado
Haití pagó los platos

Haití pagó los platos

Haití pagó los platos

Haití pagó los platos

Haití pagó los platos

Haití pagó los platos

Enlace copiado
Brasil goleó a Haití (7-1) en la segunda jornada de la Copa América y cumplió los pronósticos ante una débil selección caribeña, que se vio totalmente superada por las bandas y la calidad de hombres como Phillippe Couthino, autor de tres goles, y Dani Alves, que dio la asistencia de otros dos.

Tras su gris partido ante Colombia en la primera jornada de la Copa América (0-0), Brasil aprovechó sin pudor de la candidez de Haití para lograr una goleada que puede ser vital para garantizarse el primer puesto del grupo B.

Podría haberse ido fácilmente con una docena de tantos de no ser por la actuación de su arco, Johny Placide.

El primero fue de preciosa jugada personal de Coutinho al 14'. Luego, al 29' Dani Alves del Barcelona llegó hasta a la línea de fondo y centró al área pequeña, donde Jonas, rodeado de dos jugadores, consiguió, casi desde el suelo, habilitar a Countinho, que solo tuvo que empujar para su segundo tanto.

La Verdeamarela estaba desatada, vio a su rival herido y se fue a rematar, y sus llegadas eran continuas ante un equipo totalmente roto.

No tardó en llegar el siguiente. Alves robó en el 35' una pelota en campo de Haití para inmediatamente colgarla al punto de penalti, donde Augusto cabeceó el tercero con un precioso remate.

Gabriel Barbosa hizo el cuarto en el 59' tras un nuevo robo de balón en el medio. La situación se repitió en el segundo de Augusto en el 86', el sexto.

Sin embargo, el quinto llegó antes, y lo hizo de nuevo de la bota derecha de Dani Alves, que desde la derecha la puso alta para que un Lucas Lima, que estaba solo en el centro del área, anotara.

Y tanto subió Alves la banda que dejó descuidado su lateral, por el que entró Haití en el 70'. Max Hilaire recibió la bola dentro del área, disparó cruzado y en la primera parada de mérito de Alisson en el partido, su rechace acabó junto a James Marcelin, que marcó el gol del honor.

Pero la fiesta era Canarinha y Coutinho logró su tercero, en el primer triplete del torneo, en una jugada calcada al primero de la noche.

Lee también

Comentarios

Newsletter