Juego de villanos

Detroit propinó la segunda derrota en tres juegos a los Warriors de Golden State.
Enlace copiado
Enlace copiado
Antes del partido, el entrenador de Detroit, Stan Van Gundy, dijo que Golden State simplemente tenía más margen de error que otros equipos, es decir, que los Warriors podían ganar incluso aunque no dieran su mejor esfuerzo.

Pero no esa noche contra los Pistons de Van Gundy.

Kentavious Caldwell-Pope no se dejó arredrar por la presencia de Stephen Curry al anotar 20 puntos que permitieron el sábado a los Pistons de Detroit propinarle a los Warriors de Golden State su segunda derrota en tres partidos, con marcador de 113-95.

Previo al duelo, casi que solo se hablaba sobre Caldwell-Pope iba a ser capaz de contener a Curry. El astro de Golden State anotó 38 puntos, pero Caldwell-Pope fue vital para los Pistons en la ofensiva.

“Pienso que sabemos que somos capaces de vencer a cualquiera”, dijo Van Gundy después del partido, “la diferencia entre los Golden States, San Antonio o Cleveland del mundo y donde estamos en este momento es que tienes que hacerlo noche tras noche y ese es nuestro desafío”.

Los Warriors (37-4) alcanzaron el punto medio de la temporada regular, quedándose cortos por una victoria de conseguir el mejor arranque tras 41 partidos en la historia de la NBA. Los Lakers de Los Ángeles en 1971-72 y los Bulls de Chicago en 1995-96 comenzaron con foja de 38-3.

Detroit retiró la camiseta con el número 3 de Ben Wallace, uno de los mejores jugadores defensivos en los anales de la liga y campeón con los Pistons en 2004.

Curry anotó 16 puntos en el tercer tercio, pero los Warriors todavía perdían por 11 al final del periodo. Entonces Detroit comenzó el cuarto con una ofensiva de 16-2 hasta llegar a 101-76.

“Hemos estado diciéndolo todo el año, pero no importa a dónde vayamos, los equipos nos van a dar su mejor esfuerzo” dijo el entrenador interino de los Warriors, Luke Walton.

“Fue una gran noche con la multitud, un lleno total el retiro de la camiseta de Ben Wallace. Venían por nosotros... En esta liga si no estás dispuesto a luchar, serás aplastado”, agregó.

Andre Iguodala, de Golden State, no encestó y Green tuvo cinco puntos.

Baynes anotó 12 puntos a favor de Detroit en el segundo tercio, marcando todos sus seis tiros. Caldwell-Pope superó a Curry 16-15 en la primera mitad.

Tags:

  • golden state
  • nba
  • stephen curry

Lee también

Comentarios

Newsletter