Los Raptors, en la pelea

Toronto derrotó a Cleveland en el juego cuatro de la final del este y empató la serie a dos ganes.
Enlace copiado
Los Raptors, en la pelea

Los Raptors, en la pelea

Los Raptors, en la pelea

Los Raptors, en la pelea

Enlace copiado
Los Toronto Raptors asestaron su segundo golpe consecutivo a los Cleveland Cavaliers al ganar por 105-99 en el cuarto partido de la final de la Conferencia Este de la NBA, que contó con un Kyle Lowry espectacular.

El conjunto canadiense igualó la serie 2-2 el lunes en la noche, algo con lo que muchos no contaban después de que los Cavaliers abrieron la final de conferencia con un sencillo 2-0 para mantenerse invictos en los playoffs. Pero en dos días sumaron dos derrotas.

Lowry destrozó a los Cavaliers con 35 puntos y una canasta decisiva a 22 segundos del final. La otra estrella de los Raptors, DeMar DeRozan, añadió 32 tantos ante una hinchada que vibró como pocas veces antes.

Fue otra exhibición de Lowry, un jugador resucitado después de anotar apenas 18 puntos en las dos primeras derrotas de los Raptors. El base All-Star recuperó sensaciones en el tercer partido, en el que hizo 20 puntos; pero nada como el cuarto encuentro, en el que completó una espectacular serie de 14 canastas en 20 intentos, incluyendo cuatro triples en siete lanzamientos.

“Una cosa que he aprendido es que dos partidos borran todo lo hecho antes”, dijo Lowry con una sonrisa.

Muchos analistas predijeron una corta serie a favor de los Cavaliers, pero los Raptors se revolvieron contra ese posible destino. “Estamos compitiendo por el título. En esto llevamos toda la temporada, llegar tan lejos como podamos”, destacó Dwane Casey, el técnico.

LeBron James anotó 29 puntos para los Cavaliers y Kyrie Irving añadió 26.

“Hay que quitarse el sombrero ante Kyle y DeMar. Ellos han llevado hasta aquí a su equipo durante toda la temporada. Hasta el final tuvimos oportunidades de ganar”, analizó James, quien añadió nueve rebotes y seis asistencias.

Apoyados en los puntos de Lowry, los Raptors están en la pelea.

Lee también

Comentarios

Newsletter