Opico pica las semis

Juventud Independiente derrotó 2-1 a la UES y quedó a un paso de regresar a semifinales.
Enlace copiado
Opico pica las semis

Opico pica las semis

Opico pica las semis

Opico pica las semis

Enlace copiado
Mostrando mayor oficio en la cancha, los opicanos de Juventud Independiente lograron vencer 2-1 al UES para acercarse más a la fase de semifinales de la liga y vengarse del 1-5 que sufrieron en casa ante los estudiosos en el Apertura 2014.

Tarde extraordinaria para David Rugamas, quien se ubicó a un solo gol de los líderes de goleo, el panameño Nicolás Muñoz, del Águila; y del puertorriqueño Héctor Ramos, de Isidro Metapán.

Cambios importantes en el plantel juventino realizó el izalqueño Juan Ramón Sánchez: Ronald Pimentel por Luis Perla y los retornos de Herbert Sosa por Yubini Salamanca y de Rodrigo Rivera en vez de Irvin Valdez ofrecieron un rostro distinto en la conducción de la pelota desde el medio campo local.

Por su parte, Renderos Iraheta echó mano de Iván Castro Suazo por el suspendido Ricardo “el Manta” Alvarado, quien miró el juego en los graderíos al sumar cinco tarjetas amarillas.

Sosa reaparecía tras pagar dos juegos de suspensión y logró asociarse con Rivera, quien retornó a las canchas luego de superar su lesión en su tobillo derecho y fungió como volante nexo para alimentar a Tony Rugamas en el ataque juventino.

La presión local brindó sus frutos cuando David Rugamas, en perfecto remate, venció la estirada de Douglas Batres para firmar el 1-0 de manera inteligente.

El goleador nacional en el Clausura 2015 tomó una pelota “remachada” por la defensa estudiosa y observó adelantado al meta universitario para rematar a puerta con un perfecto “globito” y vencer a Batres para anotar, así, su noveno gol del torneo.

La UES llegó por fin con peligro sobre la meta de Julio Martínez hasta el minuto 19 cuando Francisco Ladogana logró puntearle la pelota al portero local en una nefasta salida que el trinitario Marshall salvó a medio metro de la línea de gol.

Pero la historia no estaba escrita aún y al 26' el UES consiguió el empate con un golazo en los botines de Christian Renderos. El vástago del técnico Renderos Iraheta cobró de manera soberbia un tiro libre desde unos 30 metros de distancia para vencer con un derechazo la estirada de Julio Martínez.

Pero la alegría universitaria fue efímera ya que un minuto más tarde Rugamas marcaba de nuevo la ventaja local.

Una escapada de Ronald Pimentel por la banda derecha fue suficiente para mandar un centro medido luego de superar la marca de Otoniel Carranza y encontrarse con la cabeza de Rugamas para marcar el 2-1 y firmar su décimo gol en el torneo liguero, ponerse a la par de Ramos y ubicarse a uno de Nicolás Muñoz.

Los universitarios buscaron con afán el gol del empate y por poco lo logran al 35' cuando el guante derecho de Martínez y el travesaño de la meta oriental le negaron el gol al argentino Ladogana.

Los regaños del técnico Sánchez sobre el volante Rodrigo Rivera fueron notorios en los últimos 15 minutos del primer tiempo, ya que el opicano no mostró el ritmo de juego que exigía el partido.

El ingreso de Carlos Aparicio por Sergio Rubio y de Jonathan Jiménez por el cipote Renderos fue muestra clara que el técnico académico comenzó el segundo tiempo pensando en el gol del empate, conocedor que se jugaba prácticamente su último cartucho para seguir pensando que las semifinales eran un objetivo factible.

Pero dos llegadas consecutivas por parte de Juan Carlos “la Cabrita” Portillo y de Tony Rugamas en menos de tres minutos detuvo el ímpetu universitario que saltó a la cancha opicana con su uniforme azul profundo con ribetes blancos.

Juventud Independiente estaba más cerca del 3-1 que el gol del empate puma en llegar cuando al 53' el remate de cabeza del colombiano Díaz pasó saludando el poste derecho de Batres.

La pierna fuerte de los capitalinos afloró y el juez Herrera mostró amarillas a Henríquez al 50' y a Benítez tres minutos más tarde, con lo que bajó también el juego subterráneo de parte de la visita.

Pese a ello, luego se unieron a la lista Carlos Aparicio (70') por falta sobre Sosa y a Castro Suazo (73') por otra falta sufrida por el mismo Sosa, el jugador más golpeado ayer por la tarde en San Juan Opico.

El UES no lograba encontrar el camino sobre la meta de Julio Martínez para el gol del empate ya que dominaba a los locales que contraatacaban con Rugamas y Valdez pero sin fortuna de cara a la red.

El técnico Juan Ramón Sánchez intentó con la llegada de Luis Perla de amarrar la salida universitaria al mandar a descansar a Ronald Pimentel, quien corrió en todo el juego por la banda derecha y apostó con la marca del volante migueleño para que hiciera pareja con Jiménez.

Los cuatro minutos que Jaime Herrera ofreció de compensación solo sirvieron para que los locales acentuaran su dominio en los últimos minutos y dedicaran el triunfo a su poca afición, sabiendo que la clasificación será este miércoles siempre en Opico ante el Águila. El mismo rival que los dejó fuera del torneo anterior en partido decisivo de la última jornada, jugado también en Opico. El miércoles, los pupilos de Sánchez tendrán el chance de firmar ellos el boleto y enterrar definitivamente a los emplumados en el campeonato.

Tags:

  • juventud
  • semifinales
  • lmf
  • ues
  • rugamas

Lee también

Comentarios

Newsletter