Triple fracaso regional

Los tres representantes salvadoreños se quedaron fuera de CONCACHAMPIONS.
Enlace copiado
Decepción.  Águila, FAS y Metapán se quedaron con las ganas de avanzar a la segunda ronda en la CONCACAF Liga de Campeones.

Decepción. Águila, FAS y Metapán se quedaron con las ganas de avanzar a la segunda ronda en la CONCACAF Liga de Campeones.

Triple fracaso regional

Triple fracaso regional

Enlace copiado
La eliminación de Águila, FAS y Metapán en la fase de grupos del torneo CONCACAF Liga de Campeones dejó en evidencia la diferencia abismal que existe entre la liga salvadoreña y las de otros países en contienda.

La actuación más traumática fue la del cuadro emplumado, ya que en los cuatro partidos que disputó recibió 17 goles y solamente anotó uno, en la primera fecha, cuando cayó derrotado 1-5 en su visita a Toronto, Canadá.

El gol fue anotado por el cubano Yaikel Pérez, quien desde ese encuentro no ha retornado al país, ya que aún se encuentra resolviendo su situación migratoria en Estados Unidos.

Para ese partido, los jugadores emplumados viajaron un día antes y, debido a un retraso en el cambio de avión, llegaron a Toronto el mismo día del partido en horas de la madrugada, por lo que no tuvieron el descanso adecuado para enfrentar un partido de alta exigencia.

Otro de los aspectos polémicos de esa misión fue que viajaron cuatro directivos con el plantel y se quedaron en El Salvador el preparador físico, el preparador de porteros, el quinesiólogo y no llevaron a ningún utilero.

Pasado este inconveniente, todo el entorno emplumado esperaba que la goleada sufrida en Canadá fuera parte de un accidente futbolístico y que con una mejor organización en la logística del viaje podrían brindar una mejor imagen cuando enfrentaran en México a Santos.

Sin embargo, los negronaranjas se trajeron otros cinco goles en la bolsa y ninguno a favor.

Es de mencionar que una de las dificultades con las que contó el campeón salvadoreño en el torneo fue que no pudo jugar en el estadio Barraza, ya que no fue avalado por la CONCACAF, y efectuó sus partidos en el Cuscatlán. Ahí fue derrotado 4-0 por el equipo B de Santos y 3-0 por el Toronto en el cierre de su participación.

Otro de los inconvenientes fue la gran cantidad de lesiones que han sufrido sus jugadores, en su mayoría titulares. Incluso en algunos momentos los emplumados jugaron sin delanteros natos, por las lesiones de Irza Santos y Walter Soto.

Por su parte, FAS pudo cerrar decorosamente el torneo al derrotar de local el jueves pasado al Olimpia, de Honduras, con marcador 2-1.

El equipo tigrillo tuvo el mismo problema que los emplumados, ya que el estadio Óscar Quiteño no fue aprobado por CONCACAF a pesar de que la alcaldía santaneca realizó mejoras en el escenario deportivo.

FAS cayó derrotado en el Cuscatlán 3-1 contra el Dynamo y en su visita a Houston encajó cuatro goles. En la primera fecha Olimpia lo había derrotado 3-0.

El equipo tigrillo es la segunda peor defensa del torneo, con 11 goles recibidos, solo por debajo de su archirrival migueleño.

Mientras que Metapán se planteó el objetivo de igualar o superar lo logrado en la edición pasada, en la cual fueron eliminados en cuartos de final por Pumas con un global de 2-9, incluido los ocho goles sufridos en el estadio Universitario.

El cuadro cementero comenzó ganando en “el Calero” Suárez al Puerto Rico Islanders, con tres tantos de Nicolás Muñoz, quien ha anotado los cinco goles que Metapán lleva en la Concachampions y actualmente es el goleador del torneo.

En visita a Los Ángeles, el subcampeón nacional comenzó ganando al Galaxy, pero errores defensivos hicieron que cayera derrotado 5-2.

Mientras que el pasado jueves en Puerto Rico, el Islanders, con un equipo B, ganó 3-0. El 22 de octubre Metapán finalizará su participación cuando reciba al Galaxy, que ya está clasificado a la siguiente instancia de la competición regional que, para El Salvador, tiene que quedar en el olvido.

Tags:

  • Águila
  • FAS
  • Metapán
  • Concachampions

Lee también

Comentarios

Newsletter