Una plática con los goleadores aguiluchos Williams Reyes y Nicolás Muñoz

Williams Reyes y Nicolás Muñoz departieron un momento para confesarnos sus sueños, metas, fútbol y por supuesto de goles en el Águila.
Enlace copiado
Una plática con los goleadores aguiluchos Williams Reyes y Nicolás Muñoz

Una plática con los goleadores aguiluchos Williams Reyes y Nicolás Muñoz

Una plática con los goleadores aguiluchos Williams Reyes y Nicolás Muñoz

Una plática con los goleadores aguiluchos Williams Reyes y Nicolás Muñoz

Enlace copiado
Pocas veces el fútbol nos regala momentos que encierra la esencia de este deporte cuando en una mesa se juntan para charlar de goles, de anécdotas, de todo lo que lo relaciona en una cancha a dos goleadores de raza, que nos comparte sus vivencias, anhelos, dichas y frustraciones a la hora del almuerzo.
 
Esas cosas nos dejaron los aguiluchos Williams Reyes, el hondureño naturalizado salvadoreño y goleador histórico de nuestro fútbol profesional con 262 goles, junto al panameño nacionalizado cuscatleco, Nicolás Muñoz, actual líder de goleo del Clausura 2015, con ocho tantos y máximo anotador del Águila en torneos cortos.
 
Reyes y Muñoz o Muñoz y Reyes, el orden no importa, entre ambos suman más de 450 goles repartidos en los últimos 15 años y se confiesan de manera franca y natural lo que viven dentro de la interna emplumada por alcanzar la corona 16 para San Miguel.
 
¿Ha llenado a ambos sus expectativas de formar parte de este Águila que apunta al título?
 
WR: Como equipo siento que sí ha llenado las expectativas de contar ahora en sus filas con los dos máximos goleadores del fútbol nacional activos, un sentimiento que, siento, la afición comparte. Pero en lo personal estas ocho fechas han sido buenas, pero creo que el equipo puede mejorar, espero que el equipo juegue más, que deberíamos tener otro volumen de juego, buscar más a los dos máximos goleadores de nuestro fútbol a fin que se junten en la cancha, pero siento que el equipo dará más. No estoy conforme con lo hecho ahora, podemos hacer más y eso nos incluye tanto a Nicolás (Muñoz) como a mí para buscar anotar más goles.
 
NM: Hay que reconocer que en el fútbol se manejan dos situaciones: la que se maneja en el exterior, la que escucha, la que ve  y la que lee el aficionado por medio de la prensa y la interna, la de camerino, la que se maneja con el cuerpo técnico con cabeza fría. Viendo la tabla a esta altura del torneo se puede decir que el equipo está bien, pero internamente sabemos que no es así, que debemos mejorar y que debemos aprovechar que contamos con un cuerpo técnico que nos hace ver muchos videos a fin de corregir nuestros errores en la cancha.
 
 
¿Cuáles son los códigos que Nico Muñoz y Williams Reyes manejan en la cancha para entenderse cuando Reyes sufrió su sequía de gol?
 
WR: Nos hablamos mucho dentro y fuera de la cancha y eso es importante entre dos goleadores en la cancha. No tenemos un "10" en la cancha que nos pueda facilitar nuestra labor y eso hizo que a mí me tocara esa sequía de goles en el Águila la cual rompí en mi sexto partido. El apoyo entre ambos ha sido incondicional, sin ningún egoísmo como pueden pensar mucha gente fuera del equipo. Nunca me he desesperado cuando no anoto y dentro de la cancha recibí siempre ese ánimo de parte de Nicolás y de mis demás compañeros y tranquilo porque los goles que no lograba hacer los estaba haciendo Nico y eso es bueno para el equipo.
 
NM: Sabía que la sequía de goles de Williams lo superaría pronto, son situaciones como goleadores que pasamos y le decía siempre que pronto anotaría, nos hablábamos mucho, apoyándonos en la cancha y no me preocupaba tanto que se desesperara porque sé que Williams no es así, son caprichos que el fútbol le depara a los goleadores. El sábado ante Dragón fui el que más celebró el gol de Williams, sé lo que él ha pasado porque reconozco que Williams hace el trabajo sucio en la cancha y siempre contó con nuestro apoyo.
 
¿Cómo manejaron el hecho de soportar las voces que decían que ambos no se entendería jugando juntos por hacer la misma función?

WR: Es difícil que entrenadores puedan colocar en la cancha a dos centros delanteros. Si yo fuera entrenador y tuviera a dos goleadores natos como Nicolás y como yo los meto a los dos y buscaría la manera de aprovecharlos junto a un "10" para que estos dos goleadores me hagan ganar y no guardándome uno en la banca y otro jugando, pero es la mentalidad de cada entrenador y se respeta. Estoy feliz de tener a Nico junto a mí en la cancha porque lo conozco y sé lo que es capaz a fin de aportar nuestra cuota goleadora al Águila.
 
NM: Soy de las personas que hace poco caso a lo que la gente opine o hable porque al final muchos no son capaces cuando las cosas se revierten en aceptar que se equivocaron al opinar de manera adelantada. Lo mejor es hacer caso omiso a eso, hay detractores que en su tiempo hablaron que nunca nos entenderíamos con Williams y el tiempo se ha encargado de callar esas voces porque cada uno nos entregamos de lleno en los entrenos y en los partidos. Estamos bien los dos, el fútbol tiene cosas raras que uno no se explica, pero estamos por buen camino.
 
 
Fuera de esos 11 años que ha pasado desde la última vez que jugaron juntos en una cancha, ¿qué diferencia ven de esa época en el FAS DEL Apertura 2004 a la que viven actualmente en Águila?
 
WR: La convivencia que tuvimos en el FAS, ese grupo era envidiable, único y unido. Cuando Nico estaba en otro equipo viví una gran época en el FAS al conquistar esas cinco coronas, igual sentí en el Isidro Metapán y creo que eso se pretende ahora en el Águila. Con Nico me entendí siempre bien dentro y fuera de la cancha. En un torneo era Nico el goleador y en el otro le quitaba esa corona, siempre ha existido esa química dentro y fuera de la cancha, eso a pesar de las edades de ambos, pero siempre he dicho que lo que vale es el rendimiento en la cancha y no la edad, es algo que los jóvenes deberían de tomar este ejemplo, de gente que ha ganado casi todo en el fútbol.
 
NM: El respeto, ese respeto ha sido mutuo, son 11 años de eso y siempre que nos reuníamos en la cancha ya con equipos distintos el respeto afloraba, nos saludábamos y nos deseábamos suerte en la cancha. Era un cipote en ese año y cuando llegué al FAS tanto Williams como Bentos eran para mí los maestros de los cuales aprendí mucho. Estoy contento de tener de nuevo a Williams como compañero y siento que podemos brindar muchas alegrías y goles para el Águila.
 
 
¿Qué tanto ha pesado la cábala de tratar de portar el número "11" y "19" en la camiseta?
 
WR: Nunca pelee por el número "11" en el equipo, siempre lo he pedido porque ha sido parte de todo mi historial en el fútbol salvadoreño. No llego a los equipos a pelearme por un número, hablé con (Óscar) Cerén para saber si lo cedía pero al final no quiso, pero eso no quiere decir que no me llevo bien con él, hablamos mucho, le doy consejos cuando me los pide y nunca ha pasado en la mente de ambos q ue nos peleamos por el número de la camiseta, lo cierto es que me ha costado adaptarme al "9", me he sentido raro e incómodo porque son casi 15 años de usar el número "11". Veremos si para el próximo torneo recuperamos ese número en mi dorsal.
 
NM: Tengo una anécdota sobre el dorsal "19" que uso en el Águila. Cuando me fui a jugar al Isidro Metapán ese número le tocó a Irza Santos y un día que nos comunicamos por redes sociales me dijo que no sabía el porqué había escogido ese número cuando jugó en el Águila, que esa m...pesaba mucho para el que la usara en son de broma. Tuve la suerte que a mi regreso estaba vacante y gracias a Dios lo porto de nuevo, el grupo ha entendido a qué aspiramos tanto Williams y yo en el Águila y todos están agarrando consejos, hubo algunas cosas al inicio que a ambos no nos gustó pero que se ha logrado superar día a día.
 
 
¿Qué admira Williams Reyes de Nicolás Muñoz y viceversa y que desearían tener de ambos?
 
WR: Felicito a Nicolás por los récords que ha roto y saber que primero está cerca de ingresar al grupo de jugadores que ha anotado 200 goles o más y conocer que es el goleador histórico del Águila en torneos cortos es algo que me hace felicitarlo porque es una persona capaz de alcanzar sus objetivos gracias a su dedicación en la cancha. Llegó a Metapán y fue goleador allí y eso solo te dice que no importa en qué equipo juega, él deja también su huella en la cancha.
 
NM: Admiro mucho a Williams por el tipo de persona y jugador que es, eso genera no solo para mí si no que para todos los jugadores de todas las ligas profesionales de El Salvador. Ese respeto que representa jugar a la par del goleador histórico en el fútbol nacional es enorme y verlo correr, pelear cada pedazo de cancha a sus 38 años es admirable, es algo que envidio a la buena, no creo tener los goles que ha anotado hasta el momento a su edad por la manera en que ha estado jugando y anotando pero sí desearía tener su estado físico y la calidad de persona que es.
 
 
¿Existe el deseo en ambos de anotar el gol 1000 del Águila en torneos cortos?
 
WR: Los deseos de anotar para el Águila siempre está allí, más cuando sabemos que estamos cerca del gol 1000 en torneos cortos. Si soy yo o es Nico o cualquier compañero el que tenga ese privilegio será bienvenido y se celebrará por igual. el reto siempre está allí, puede anotar ese gol histórico cualquier jugador, pero los deseos están allí, eso lo venos en el mundo con el caso de Messi y Ronaldo, ambos luchan por romper récords y felicitaré a Nico si alcanza ese gol.
 
NM: Sería bonito ingresar a la historia del Águila anotar el gol 1000 en torneos cortos, pero lo importante es que se anote pronto y que no importa quién lo haga, si me toca lo celebraré como siempre, nada extravagante para celebrarlo.
 
 
¿Qué representa la ciudad de San Miguel para ambos en lo personal y deportivo?
 
WR: para mí fue el comienzo en el 2000 en el fútbol salvadoreño y haber comenzado jugando con el Dragón me marcó mucho, acá en San Miguel nació la dinastía de Williams Reyes y eso gracias a la prensa deportiva que ensalza a los jugadores en su momento, lo viví cuando me propuse romper el récord de David Cabrera y lo logré. San Miguel miró mi comienzo en mi carrera y puedo decir que mirará también mi retiro del fútbol, pero por hoy no deseo hablar de eso, quiero seguir jugando y marcando goles y luego pensar en eso.
 
NM: San Miguel me regaló a mi familia, me casé con una migueleña y eso es suficiente para mí, me ha marcado en lo futbolístico todo lo que he vivido y ha representado el Águila y eso se agradece siempre. He vivido cosas buenas y malas en San Miguel y eso te marca.
 
 
¿Qué guarda el futuro para ambos fuera del fútbol?
 
WR: Me veo como técnico en un futuro por toda la experiencia que he acumulado en mi carrera me ha permitido moverme en ese campo, incluso ha habido noches en que no puedo dormir pensando en el trabajo del equipo donde juego, pero sí me veo entrenando cuando me retire, siento la necesidad de ayudar a los niños en su aprendizaje. También deseo incursionar en ser empresario, el otro mes primero Dios inaugure mi negocio en San Miguel que e llamará Reyes Sport bar y Café, algo en que solo se hable y se respire fútbol. pero eso es el futuro, no pienso en retirarme aún y buscaré anotar más goles en mi carrera.
 
NM: Muchos preparadores físicos y entrenadores me han dicho que lo piense mucho, que tengo madera para ser un buen técnico cuando decida retirarme, pero la verdad es que no me veo como técnico, no porque no me guste o porque no lo pueda hacer, no es fácil ser técnico y prefiero compartir más tiempo con mi familia que lidiar mi vida en un campo de juego, la verdad es que no me veo como técnico más adelante ahora, quizá más adelante cambie de opinión, pero por el momento no pienso primero en el retiro y segundo no me veo tomando cursos de entrenador, mejor empleo mi tiempo en apoyar proyectos o fundaciones en pro de las escuelas de fútbol como lo tengo en Panamá donde apoyo a una fundación en el barrio donde he vivido mucho tiempo.

Tags:

  • williams reyes
  • nicolás muñoz
  • aguila
  • lmf

Lee también

Comentarios

Newsletter