Lo más visto

Una serie inédita

Cachorros y Mets se miden por la serie de la Liga Nacional.
Enlace copiado
Una serie inédita

Una serie inédita

Una serie inédita

Una serie inédita

Enlace copiado
Cuando los Cachorros de Chicago visitaron a los Mets a mitad de año, el equipo de Joe Maddon venía de perder cinco juegos seguidos. El mánager de los Cachorros quería hacer algo para aflojar la tensión que percibía en sus filas, repletas de peloteros novatos.

En el pasado, el mánager ha llevado al estadio animales exóticos, como un pingüinito, una cacatúa y hasta un flamenco; pero la logística es más complicada cuando se anda fuera de casa.

La ocurrencia de Maddon fue pedirle a Vijay Tekchandani, el agente de viajes de los Cachorros, que buscara a un mago. Antes de una práctica de bateo, el 30 de junio, en el Citi Field, Simon Winthrop se encargó de entretener al personal durante media hora con sus trucos, como quitarle el reloj a alguien para luego hacerlo aparecer en el bolsillo de otro.

Los Cachorros ganaron el juego de esa noche por 1-0 y los dos posteriores, limitando a Nueva York a tan solo una carrera en 29 innings. También completaron una barrida 7-0 en la serie particular de la campaña contra Nueva York.

Cuatro meses después, Cachorros y Mets se volverán a medir a partir de hoy, en el mismo parque, por la serie de campeonato de la Liga Nacional. Se trata de la primera vez que ambas franquicias se topan en una serie de playoffs, aunque flota el recuerdo de aquel gato negro que se cruzó por delante de Ron Santo, el venerado tercera base de los Cachorros, en el desaparecido Shea Stadium durante el tramo final de la campaña regular de 1969.

Entonces, Chicago acabó dilapidando una ventaja de nueve juegos y medio ante los Mets. Nueva York conquistó la primera de sus dos coronas de la Serie Mundial; mientras que los Cachorros siguen esperando por repetir en el clásico desde que lo ganaron por última vez en 1908.

De repente, Maddon no tendrá necesidad de inventar algo para estimular a su tropa. Después de todo, los Cachorros tendrán descansados a sus estelares abridores Jon Lester y Jake Arrieta para los primeros dos juegos, además de una alineación que ha disparado 12 jonrones en los primeros cinco partidos de esta postemporada, una marca positiva para el equipo y que da mucho ánimo para la serie.

Lester llega con tres días adicionales de descanso, puesto que su última salida fue el viernes pasado contra San Luis, la única derrota de los Cachorros este octubre. Arrieta lo hará con dos jornadas más de pausa.

Tags:

  • grandes ligas
  • mets
  • cubs
  • chicago
  • nueva york

Lee también

Comentarios