Lo más visto

Más de Deportes

“Es un castigo a la directiva”

Líderes de diferentes barras de Águila hablan de la baja asistencia de afición al Juan Fco. Barraza.
Enlace copiado
Enlace copiado
Que la afición de Águila se ha retirado del estadio es evidente desde el torneo anterior. Pero puestos a encontrar las causas del mismo, dos líderes de diferentes barras del club oriental se unieron al argumento conocido para explicar su ausencia: junta directiva.

René Nieto, de La 12 de San Salvador; y Ernesto Chicas, de la Banda de la Capital; además de un dirigente de una barra en San Miguel –que accedió hablar, pero sin dar el nombre “para no tener problemas en mi trabajo”–; todas barras organizadas para apoyar a Águila, apuntan a la directiva como causa del alejamiento de aficionados. ¿Por qué? Por el desprecio que han demostrado por los seguidores emplumados.

“Ha llegado el momento de decir ya no. Es un castigo que la gente le está dando a la directiva. Han dado declaraciones que no les importa si llega o no la afición, que igual pueden tener al equipo al día. La gente ya se cansó de esas declaraciones y es un castigo a su administración”, critica el líder de una de las barras del oriente del país.

“La mayoría de los aficionados están molestos por las decisiones de la dirigencia de separar jugadores, sobre todo gente que nos dio el campeonato”, apunta, por su parte, Nieto, de La 12 en San Salvador.

En esa barra es evidente. Organizan excursiones cada fin de semana y lo que antes era casi 70 personas por viaje ahora se ha reducido a entre 20 y 30.

Asimismo, los dirigentes de barras comparan el apoyo que han recibido de anteriores directivas con el nulo de la actual.

Para el caso, confirmaron que durante la gestión de Alejandro González las barras recibían al menos 25 entradas por partido. Luego, cuando Águila fue comprado por grupo Amzak (en 2007), la cantidad quedó entre 25 y 50. Con Will Salgado, bajó a 15 y ponía un bus a disposición una vez al mes. Y la actual directiva redujo el apoyo: nada. Ni entradas ni buses. “Nos dijeron que no podían porque era un gasto que no podían inventariar”, explican las barras.

A partir de lo anterior, sin embargo, ¿no podría interpretarse el alejamiento de la afición como molestia porque no les dan boletos? “No, porque, por ejemplo, para el clásico decidimos entrar y pagamos nuestras entradas. El torneo pasado, toda la barra pagaba y nadie dijo nada. No tienen nada de qué acusarnos”, señala el líder de la barra de oriente.

Y la afición reparte parejo. Chicas no solo critica a los directivos, sino también a los jugadores y con nombre y apellido habla de futbolistas que la afición no quiere ver más vestidos de negronaranja.

“‘El Morro’ (Javier Hernández) es un jugador que no merece estar en Águila. Wálter Soto es otro que no merece usar la camisa. De la gente que llegó de Vista Hermosa, los únicos que se salvan son Heriberto Velásquez y Reynaldo Hernández. No queremos que estén Meme González, que es mal portero, ni Soto: no pone nada de esfuerzo”, dispara Chicas.

Así lo dice la afición de Águila. Y como lo dice un dicho futbolero: sin los aficionados, el fútbol no es nada.

Tags:

  • Aguila
  • barras
  • castigo
  • directiva
  • Clausura
  • LMF

Lee también

Comentarios