“Regresaría al Alianza, pero sin Pohl”

Ramiro Cepeda confesó que el presidente de Alianza faltó a su palabra de mantenerlo en el cargo si vencía al Pasaquina.
Enlace copiado
“Regresaría al Alianza, pero sin Pohl”

“Regresaría al Alianza, pero sin Pohl”

“Regresaría al Alianza, pero sin Pohl”

“Regresaría al Alianza, pero sin Pohl”

Enlace copiado
[email protected]

El argentino Ramiro Cepeda, estratega del Alianza hasta el miércoles por la noche, tras el agónico triunfo en casa sobre el Pasaquina en el juego adelantado de la fecha 11 de la liga nacional, dio su punto de vista acerca de su separación del cargo técnico por decisión de la junta directiva aliancista, que encabeza Lisandro Pohl.

Denotando tranquilidad al hablar, pero sin buscar ocultar su bronca interna por no seguir con los albos tras lo que él considera un error dirigencial, Cepeda habló también de su malestar con la presidencia blanca por no cumplir la promesa hecha por Pohl de continuar en el banquillo albo si lograba derrotar a los unionenses en el Cuscatlán, como en efecto sucedió.

¿Qué conclusiones ha sacado de su segunda separación del Alianza?

Bueno, primero aclarar que la primera vez que salí del Alianza fue porque se me venció el contrato y no se me renovó. Ahora considero que mi despido ha sido un error, porque hay algo que es claro para mí y es que la palabra de alguien la considero importante y esta no se cumplió como yo esperaba por parte de la presidencia del equipo.

¿Qué promesa considera que no cumplió Lisandro Pohl?

El jueves pasado (12 de marzo), luego de perder ante el FAS, nos reunimos el profe (Esteban) Coppia, Lisandro (Pohl), (Milton) Meléndez y Edwin Abarca, el gerente, todos ellos son testigos de lo que se llegó ese día a un acuerdo, que si no ganaba (ante el Pasaquina) yo iba a renunciar, y que si ganaba seguiría en mi puesto porque ya estaríamos cerca de los equipos de arriba y el triunfo nos daba aire en el camino a semifinales, pero al final esto no se cumplió. Si la palabra (de Pohl) fue que íbamos a seguir (en el puesto) si ganábamos, entendí que eso se respetaría, pero cuando me notificaron mi separación la verdad es que no entendí eso, porque se rompía lo que pactamos ese día.

Lisandro Pohl dijo al final del juego ante el Pasaquina que, pese al triunfo, el fútbol de Alianza no le gustó y que no sabía a qué jugaba...

Aquí hay que aclarar dos cosas, primero que se debía sacar el resultado y se logró, ya que en otros partidos se jugó bien y no se ganó. El hecho que le haya gustado o no al presidente del Alianza es algo relativo, lo otro es que siento que se está menospreciando al rival de turno. Con todo respeto pienso que para hacer una evaluación real hay que tener conocimiento del fútbol. Pasaquina se paró bien atrás, se defendió de buena manera y buscó cerrarnos espacios y lo logró. Digo que al final para que se haga una evaluación en el aspecto futbolístico la tiene que hacer una persona que sepa del tema.

¿Sintió que la llegada de Milton Meléndez como asesor técnico fue un indicio de su separación a corto plazo del equipo?

No relaciono a Milton Meléndez con mi separación del Alianza, “Tigana” llega como asesor técnico y no como un futuro sustituto mío, lo que sí considero (es) que no era necesario para el Alianza tener un asesor técnico y comprendí la presión del presidente de traerlo por presión de los demás miembros de la junta directiva para mejorar.

¿Cuál fue el argumento que tomó Lisandro Pohl para separarlo?

Me dijo que el equipo había ganado, pero que no le gustó la manera en que se logró la victoria ante Pasaquina, pero eso es relativo porque volvemos al pacto que se tuvo días antes, se me pidió ganarle al Pasaquina y no hacerlo con tres o cuatro goles de diferencia. Al final no considero que la realidad actual del equipo estriba en jugar bonito en la cancha, la realidad es que se formó algo nuevo, que las cosas no salieron como uno esperaba y que se perdieron puntos importantes.

¿Se va en paz con Alianza o hay bronca con su dirigencia por no cumplir lo que le prometió días antes del juego ante Pasaquina?

Está claro que Lisandro Pohl no cumplió su palabra, le pueden preguntar a las personas que dije antes lo que se pactó verbalmente, pero la bronca que siento ahora es interna, porque sabía que la victoria lograda nos permitía mantener nuestra ilusión de clasificarnos a semifinales y siento que mi salida rompe esa tranquilidad que lograste.

¿Retornaría al Alianza en un futuro con Lisandro Pohl de presidente?

Regresaría al Alianza, pero sin Lisandro Pohl en la directiva, digo esto porque Alianza es un equipo donde la gente me ha tratado bien, tiene una afición que alimenta al equipo dentro y fuera de un estadio, creo que Alianza es una cosa y la directiva es otra, no volvería a trabajar con Lisandro (Pohl) porque recuerdo que dijo en una entrevista pasada que no había encontrado al técnico idóneo para el Alianza y esas palabras son poco éticas de parte de él, da la pauta que no tiene respeto al técnico que contrata y ojalá algún día retorne a dirigir al Alianza, pero será cuando tenga a otra directiva.

Tags:

  • ramiro
  • pohl
  • alianza
  • despedido
  • lmf
  • clausura
  • 2015

Lee también

Comentarios

Newsletter