Lo más visto

ANEP: no podemos solo cruzarnos de brazos

Las gremiales tienen propuestas para que la suspensión del programa migratorio sea, más bien, una ventana de futuras oportunidades.
Enlace copiado
Foto de LA PRENSA/Ángel Gómez Discusión.  Casi 200,000 salvadoreños perderán el beneficio migratorio. Las gremiales empresariales proponen tomar medidas de precaución para proteger la actividad económica.

Foto de LA PRENSA/Ángel Gómez Discusión. Casi 200,000 salvadoreños perderán el beneficio migratorio. Las gremiales empresariales proponen tomar medidas de precaución para proteger la actividad económica.

Enlace copiado

La cancelación definitiva del Estatus de Protección Temporal (TPS) a 190,000 salvadoreños que han vivido en Estados Unidos más de 16 años requiere que el país se prepare para el cambio que implica, de acuerdo con la Asociación Nacional de la Empresa Privada (ANEP).

Esta organización formalizó su conjunto de propuestas para prevenir el impacto económico que tendrá el posible retorno de los compatriotas, o también, la caída en las remesas.

“Si nos quedamos cruzados de brazos y esperando lo que pueda venir... si no estamos preparados, será mucho peor”, advirtió Luis Cardenal, presidente de ANEP.

En el documento están descritos los aportes que hicieron ocho gremiales, socias de ANEP. Los tres pilares sobre los que se cimentan son turismo, logística y servicios internacionales, industria y agroindustria destinada a la exportación.

Cardenal agregó que entre las acciones que han considerado y que plantearán al Gobierno es que la información esté accesible para los compatriotas en el exterior a través de las páginas en internet: publicar en los sitios de gobierno sobre las mipymes, las capacitaciones a cargo de INSAFORP, secciones comerciales de las embajadas y consulados. “Es un esfuerzo de país donde todos deberíamos estar trabajando juntos”, insistió el presidente de ANEP.

Una de las propuestas que retoma el documento es el de las Chart City y las Zonas de Empleo y Desarrollo Económico (ZEDE), reformas a leyes y códigos, crear la industria 4.0 específicamente para retornados del TPS, crear una cadena vertical de servicios de salud con miras a la exportación, entre otras más.

Claudia de Ibáñez, presidenta de la Cámara Americana de Comercio, mencionó que los miembros de esta gremial también apoyan la reducción de la tramitología desde diferentes mesas de trabajo. De Ibáñez mencionó que con agilizar estos procesos atraerán más inversión.

La Cámara de Comercio e Industria también hizo hincapié en promover más reformas a la Ley de Asocios Públicos-Privados (APP), con la que se podrá mejorar la calidad de la infraestructura en aeropuertos, vías públicas y puertos.

Lee también

Comentarios