Lo más visto

Más de Economía

Analistas aseguran se debe corregir presupuesto 2020

Señalan poca transparencia en gastos de consumo y gastos financieros. Señalan que hay que desglosar la partida del OIE y congelar la partida de gastos para publicidad, entre otras cosas.

Enlace copiado
Reparos.  Entidades como la FUNDE, ICEFI y FUSADES han expresado a los diputados que el presupuesto 2020 tiene deficiencias en su diseño.

Reparos. Entidades como la FUNDE, ICEFI y FUSADES han expresado a los diputados que el presupuesto 2020 tiene deficiencias en su diseño.

Enlace copiado

Mientras la Asamblea Legislativa debate la aprobación del proyecto de presupuesto general del Estado para 2020, entidades como FUNDE, FundaUngo, el ICEFI, y analistas como Mauricio Choussy, advierten que el mismo tiene varias fallas que hay que corregir.

Dos de las cosas que más críticas han despertado son el considerable aumento en gastos financieros, con respecto a los presupuestos de años anteriores (ver gráfica), sin una explicación para ello, así como el manejo que se está haciendo de las partidas de gastos reservados.

"Los gastos financieros no se han explicado detalladamente, tampoco el por qué ahora se ha adjudicado un monto considerablemente mayor en estos gastos en Presidencia, Defensa, y Seguridad y Justicia", dijo Rommel Rodríguez, coordinador del Área de Macroeconomía y Desarrollo de la Fundación Nacional para el Desarrollo (FUNDE).

El expresidente del Banco Central de Reserva y ex director de Fitch Centroamérica, Mauricio Choussy, afirmó que esto tiene que ver con transparentar el nivel de gastos de consumo, pues una parte de estos han sido incluidos como gastos financieros.

Por otro lado, existe entre los ingresos plasmados en el proyecto un monto de $210 millones en calidad de "otros ingresos", sin especificar su fuente. "Si no dicen de dónde salen, estarían inflando el presupuesto", opinó Rodríguez.

Este es un punto que también señala Ricardo Castaneda, economista jefe para El Salvador del Instituto Centroamericano de Estudios Fiscales (ICEFI): "Por el lado de los ingresos, deben corregir la meta de recaudación del Impuesto Sobre la Renta para personas naturales y debe quedar muy claro de dónde se obtendrán esos otros ingresos no clasificados, porque este año allí hay un agujero fiscal", apuntó.

El ICEFI hizo una presentación a los diputados de la comisión de Hacienda, en la que les enumeraron sus observaciones sobre el proyecto de presupuesto para 2020 presentado por la administración de Nayib Bukele. Entre otras cosas, señalaron que se debe aumentar la partida para devolución de impuestos, pues lo presupuestado no alcanzará, y se generará un déficit.

También sugieren congelar la partida de gastos de publicidad, y reorientar esos recursos al Ministerio de Medioambiente y al de Agricultura. Reiteraron que no se debe aprobar seguros privados para funcionarios y empleados públicos.

Gastos OIE

Mauricio Choussy agregó que se debe desglosar el gasto del Organismo de Inteligencia del Estado (OIE), y establecer un mecanismo de control del mismo. Para Rommel Rodríguez, lo que se ha hecho con la supuesta eliminación de los gastos reservados es un "artilugio legal": Se eliminan los gastos reservados, pero se desglosan en otra serie de partidas, y la población no puede conocer lo montos que hay en estas.

"Se desaparece la partida, tomo ese gasto que estaba en un solo recipiente y lo paso a varios, y pongo un artículo que dice que lo que lo puse allí no se puede conocer", criticó.

Los gastos reservados y el mismo presupuesto del OIE han sido utilizados, en administraciones pasadas, para desviar fondos públicos.

Choussy va más allá y afirma que el presupuesto debe incluir sanciones para funcionarios que alteren, falseen y oculten gastos e ingresos. "Se supone que el presupuesto incluye todos los ingresos y gastos, y las fuentes de financiamiento del déficit", recordó.

Agregó que debe incorporar una cláusula sobre que las emisiones de Letras del Tesoro —papeles de deuda estatal de corto plazo— se usen solo para cubrir deficiencias temporales de liquidez, como manda la Constitución, "de tal forma que el saldo de las mismas al final del ejercicio sea cero".

Las Letras del Tesoro han sido una importante vía de endeudamiento para el Estado, con saldos cercanos a los $1,000 millones cada año. En muchos casos, se ha recurrido a emitir bonos de largo plazo para poder pagarlas.

A los analistas les preocupa que el presupuesto se apruebe sin corregir. Una vez votado, se convierte en ley de la República.

Lee también

Comentarios

Newsletter
X

Suscríbete a nuestros boletines y actualiza tus preferencias

Mensaje de response para boletines