Lo más visto

Brookings: salvadoreños utilizan poco los servicios financieros

El país obtuvo una evaluación positiva por su sistema regulatorio y penetración en celulares; sin embargo, el informe señala una brecha importante en el uso y el acceso a los servicios financieros.
Enlace copiado
Enlace copiado
El Salvador integró por primera vez la lista de países evaluados por el centro de investigación estadounidense Brookings, como parte del proyecto para la inclusión financiera y digital. La institución destacó el alto puntaje en el sistema regulatorio, la capacidad móvil y el compromiso con la inclusión financiera; áreas en las cuáles el país obtuvo la mayor nota de los nuevos integrantes del reporte.

Sin embargo, la adopción de los servicios financieros obtuvo una nota menor, y fue peor evaluada que República Dominicana y Vietnam.

En general, el país alcanzó la puntuación de 68 %. El compromiso para alcanzar la inclusión se estimó en 72 %, el ambiente de regulación en 83 % y la capacidad móvil en 89 %.

En esa línea, Óscar Cabrera, presidente del Banco Central de Reserva, explicó que ser incluidos en el reporte de Brookings ya es un logro.

El funcionario destacó la aprobación de la Ley para Facilitar la Inclusión Financiera, que contribuyó a la valoración positiva que el país recibió.

La adopción de los servicios financieros, que mide elementos como los préstamos, la penetración de las cuentas en los adultos, el uso del celular para transferencias de dinero, entre otros, es donde el país no salió tan bien evaluado, con un 47 %.

Un señalamiento particular que hizo Brookings es el bajo uso de tarjetas de débito y crédito. De acuerdo con el informe, en 2014, solo el 13 % de la población adulta había hecho uso de una tarjeta de débito, mientras que en el caso de las tarjetas de crédito, el uso era solo del 7 %.

En comparación, América Latina y el Caribe tienen un uso medio de 28 % y 17 % en tarjetas de débito y crédito, respectivamente.

El reporte también señala una diferencia de género y en el uso de cuentas de ahorro. Mientras 29 % de las mujeres tienen una cuenta de ahorro, la penetración es 11 puntos porcentuales más alta en los hombres, con un 40 %.

En las personas con menos ingresos, el porcentaje, en 2014, era aún menor, con un 22 %. El informe compara el dato con República Dominicana por la similitud de ambos países en su Producto Interno Bruto (PIB) per cápita.

En la isla del Caribe, el uso de cuentas de ahorro es de 42 % en los adultos con menos ingresos, 20 puntos porcentuales más que en El Salvador.

Por otra parte, Brookins destacó que en el país existe una oferta de servicios bancarios importantes, ya que, de acuerdo con el informe de inclusión financiera del Fondo Monetario Internacional (FMI), en El Salvador hay 12 sucursales de bancos comerciales por cada 100,000 habitantes; el número más alto de las nuevas naciones que han integrado el reporte de Brookings.

De igual forma, en el país existen 33 cajeros automáticos por cada 100,000 habitantes, lo que pone a El Salvador, junto a República Dominicana.

No obstante, Brookings advierte que la oferta no es igual en el campo que en la zona urbana.

Según el tanque de pensamiento, pese a que el Banco Mundial reportó que en 2014 se abrieron nuevas sucursales bancarias, la vasta mayoría de operaciones de depósito y crédito se realizan en San Salvador.

El informe considera que el volumen de transacciones es muy bajo para abrir sucursales bancarias en la zona rural, pues esto no sería rentable.

Tags:

  • economía
  • finanzas
  • bcr
  • inclusión financiera
  • crédito
  • brookings
  • fmi

Lee también

Comentarios