Lo más visto

ESEN presenta propuesta para el desarrollo económico

Se retoman las experiencias de Singapur, Corea y R. Dominicana, que tenían indicadores similares a El Salvador en 1950.
Enlace copiado
Enlace copiado

La Escuela Superior de Economía y Negocios (ESEN) presenta hoy el documento "Una propuesta para el progreso de El Salvador. Tareas pendientes para el desarrollo económico", el cual contiene una serie de ideas y recomendaciones para que el país pueda encaminarse a transformar la oferta de bienes y servicios que actualmente comercia con el mundo, lograr mayores tasas de crecimiento económico y, de esta manera, mejorar las condiciones de vida de sus habitantes.

Desde hace varios años, El Salvador reporta un crecimiento económico que levemente supera el 2 % con respecto al PIB (Producto Interno Bruto). De ahí surge la necesidad de analizar el sistema productivo del país, relata Ricardo Poma, rector de la ESEN. "Es una tasa con la cual no podemos sacar al país adelante, ni podemos impactar positivamente en la reducción de la pobreza", introduce el empresario.

La investigación retoma las experiencias de Singapur, Corea del Sur y República Dominicana, los cuales en 1950 tenían indicadores similares a El Salvador en cuanto al ingreso de sus habitantes y su esperanza de vida. Pero que hoy en día lo superan por mucho. Singapur mejoró su sistema educativo, se abrió a la llegada de capital y conocimiento del extranjero; Corea del Sur le dio prioridad a la planificación y a proveer buenos servicios e infraestructura al sector privado, República Dominica por su parte ha logrado establecer una estrategia nacional para crecer, y la cual se impulsa independientemente del gobierno de turno.

Al comparar estas tres experiencias, se encontraron lecciones comunes: la importancia del liderazgo público, de una visión de mediano y largo plazo y del compromiso de la sociedad; el aprovechamiento de un recurso importante como la gente; reconocer la necesidad de realizar cambios y diseñar estrategias, manteniendo las buenas prácticas a través del tiempo para concretar una visión de país; la prioridad del crecimiento económico sostenible y sustentable orientado hacia afuera; la importancia de la institucionalidad necesaria y del rol subsidiario del gobierno.

"Lo más novedoso es que para poder elevar el nivel de vida en El Salvador es necesario realizar una transformación productiva", adelantó Everardo Rivera, director de la ESEN. Agregó que el objetivo "debe de ser agregarle más valor a lo que producimos", pues esto permite a los países crecer más, y mejorar los ingresos para su población.

Tras analizar estas experiencias, el estudio detalla, asimismo, las tareas pendientes de El Salvador. La primera de estas es elevar su competitividad y el crecimiento económico, la cual se ha venido deteriorando en los últimos años. "Es difícil esperar que el país pueda alcanzar el desarrollo creciendo 2 % al año. Eso equivale a que tardaríamos 35 años en duplicar el ingreso actual", apuntó Rivera.

Carmen Aída Lazo, decana de Economía y Negocios de la ESEN, advirtió que si el crecimiento se mantiene en un 2 % "vamos a seguir viendo bajos niveles de creación de empleos". La creación de empleos ronda entre 11,000 y 14,000 plazas por año, pero la demanda sobre pasada las 50,000. Otro efecto es que los salarios se mantienen estancados. "Creemos que esto sí puede cambiar, pero el paso numero uno es un plan, una apuesta en común, un una visión de largo plazo", dijo.

Otro aspecto en el que El Salvador debe de trabajar es mejorar las capacidades de las personas. Esto esta relacionado con mejorar la cobertura educativa, aumentar la escolaridad promedio (6.8 años) y la pertinencia de lo que se estudia en función de la demanda del mercado laboral. También el país debe de apostar por producir productos más complejos.

Lee también

Comentarios

Newsletter
X

Suscríbete a nuestros boletines y actualiza tus preferencias

Mensaje de response para boletines