Loading...

El clima de inversión vuelve a ser negativo

Incertidumbre política y económica impulsaron a la baja el clima de inversión en El Salvador en segundo trimestre de 2021, según encuesta empresarial.

Enlace copiado
Pandemia. La pandemia de covid-19 es el factor que menos impacta el clima de inversión.

Pandemia. La pandemia de covid-19 es el factor que menos impacta el clima de inversión.

Enlace copiado

La Encuesta Dinámica Empresarial sobre clima de inversión en El Salvador mostró nuevamente un saldo neto negativo luego de una leve recuperación en el trimestre anterior. El saldo alcanzado fue de -21.0 % en el segundo trimestre de 2021, al ser comparado con igual periodo del año pasado cuando fue -71.7 % explicado por la severa cuarentena.

Si bien el primer trimestre de 2021 había reportado un saldo positivo de 10.7 %, esto fue pasajero y nuevamente el clima de inversión en el país se volvió a ubicar en terreno negativo.

Luego de varios meses de la apertura de la economía y la recuperación de indicadores como exportaciones y remesas ¿cuáles factores están provocando estos resultados?

Los empresarios salvadoreños consultados por la Fundación Salvadoreña para el Desarrollo Económico y Social (FUSADES) sobre los factores que más afectaron el clima de inversiones destacan la incertidumbre política y económica (55.4 %), el ciclo económico (13.2 %) y falta de inversión (12.4%). Destaca que el covid-19 pasó a ocupar el lugar más bajo (5 % comparado al 58.6 % del año pasado).

El informe de FUSADES destaca que a los subfactores usuales se sumó la aprobación de la Ley Bitcóin con 14.9 %; mientras que otros factores que afectan el clima de negocios fueron: la incertidumbre en las políticas económicas, 20.7 %; inseguridad jurídica, 18.2 % e incertidumbre política, 10.7 %.

Al consultar a los empresarios por los factores microeconómicos que afectan el clima de inversión destacaron el incremento de los costos (23.2 %), y la disminución del poder adquisitivo para el consumidor (12.5 %).

incertidumbre

En el estudio resalta que mientras la economía salvadoreña se recupera por la expansión de la economía internacional a través de las exportaciones y remesas; las medidas internas han introducido una alta incertidumbre en los inversionistas en sectores productivos y financieros.

A los empresarios se les consultó el estado de la inversión al segundo trimestre de 2021; una buena parte de ellos contestó que no tenía interés en invertir (47.9 %), pero un segmento importante respondió favorablemente que se encuentra evaluando hacerlo (24.7 %), mientras que un 14.4 % ha detenido las inversiones que estaba realizando y un porcentaje similar sí está invirtiendo.

Sobresale que, comparado con 2020, un mayor incremento de empresarios que están evaluando realizar nuevas inversiones; también hay más empresarios ejecutando inversión, pero es inferior que la de 2019 (18.3 %).

FUSADES apunta que el incremento de la demanda internacional y el fuerte flujo de remesas genera las condiciones para ampliar la capacidad de producción, y por ello, existe un alto porcentaje que está evaluando y elaborando la factibilidad de proyectos; sin embargo, "la incertidumbre en las políticas económicas o las medidas tomadas se vuelven un desincentivo; por tanto, las autoridades deberían promover un ambiente de colaboración con el sector productivo y académico para generar certidumbre".

Hay que recordar que los flujos de inversión extranjera directa (IED) a El Salvador al primer trimestre de 2021 alcanzó $135.1 millones. Si bien muestra un incremento respecto a igual periodo del año anterior ($73.3 millones), está por debajo del primer trimestre de 2018 y 2019.

Tags:

Lee también

Comentarios

Newsletter
X

Suscríbete a nuestros boletines y actualiza tus preferencias

Mensaje de response para boletines