Lo más visto

Más de Economía

FUSADES: 13 % será un golpe al bolsillo de las familias y empleo

La fundación calificó como inconstitucional e inconveniente la reforma impulsada por el Ejecutivo. En su análisis, la medida llega en un momento complicado para la economía.
Enlace copiado
FUSADES: 13 % será un golpe al bolsillo de las familias y empleo

FUSADES: 13 % será un golpe al bolsillo de las familias y empleo

FUSADES: 13 % será un golpe al bolsillo de las familias y empleo

FUSADES: 13 % será un golpe al bolsillo de las familias y empleo

Enlace copiado
Para la Fundación Salvadoreña para el Desarrollo Económico y Social (FUSADES), la reforma al Reglamento de la Ley General de Electricidad aprobada por el Ejecutivo es “un golpe directo al bolsillo y al empleo de las familias salvadoreñas, así como a la productividad y competitividad del sector industrial del país”.

La entidad se pronunció ayer por el cargo del 13 % que se aprobó por medio del decreto ejecutivo N.º 39 en junio pasado. “Si bien esta medida no tendría un gran impacto en las facturas de muchos hogares de salvadoreños subsidiados, sí puede afectarles por la vía del empleo y de la inflación”, afirmó FUSADES en el documento.

FUSADES consideró que los cambios al mecanismo del subsidio al gas licuado, en 2011, y el incremento a la tarifa de agua potable se tradujo en incrementos inflacionarios. En el primero caso, la fundación apuntó que en 2011 se observó que el índice de precios del rubro “alojamiento, agua, electricidad, gas y otros combustibles” dio un salto de cerca del 14.7 % en abril, lo cual se trasladó al Índice de Precios al Consumidor (IPC), con un incremento de 3 % en ese momento. En septiembre de 2015, cuando también por decreto ejecutivo se aprobó un incremento de la tarifa de agua potable, se registró una inflación de 17.9 % en el rubro específico de “alojamiento, agua, electricidad, gas y otros combustibles”, provocando que el IPC subiera 2.2 % el mismo mes, indicó la fuente.

La reforma llega en un momento complicado para la economía, según FUSADES. De acuerdo con indicadores oficiales retomados por esta fundación en 2015, la canasta básica aumentó un 19.4 % en áreas urbanas y un 7.1 % en áreas rurales, mientras que solo se crearon 11,491 empleos. Durante el primer trimestre de 2016, se han perdido unos 7,337 empleos formales, de acuerdo con datos del ISSS. Este contexto debió ser considerado antes de impulsar la medida, remarcó la organización. “La electricidad es un insumo básico para la producción de todo tipo de bienes industriales: la energía en el comercio, hoteles y restaurantes, la agroindustria, como la producción de azúcar. Al ser la electricidad un insumo esencial para todo el entramado productivo, el incremento de su costo tiene un impacto inflacionario general, afectando el bolsillo de todos los salvadoreños, más allá del de la factura eléctrica per se”, se extrae del documento. Varios funcionarios de Gobierno han dicho que aún con el 13 % de incremento la energía en El Salvador será unas de las más baratas de la región, y que con las bajas acumuladas en los últimos meses rondan un 60 %.

Por el contrario, FUSADES cree que el alza de la tarifa eléctrica generará un incremento en los costos reales de la operación de las empresas, lo que en un contexto de ciclo económico débil impactará de forma negativa el empleo.

La entidad calificó como “inconstitucional” la disposición “por tener la naturaleza de un impuesto, aunque trata de presentarse como un cargo del sistema eléctrico”. FUSADES dijo que este vulnera el principio de reserva de ley en materia tributaria, establecido en el art. 131, ord. 6.º de la Constitución, que dispone que solo el Legislativo tiene la facultad de crear impuestos.

 

Tags:

  • fusades
  • energía
  • cargo
  • siget
  • ejecutivo

Lee también

Comentarios