Lo más visto

FUSADES: Pobreza subió 2.4 % en 2014

El incremento de los productos de la canasta básica y la poca generación de empleos en el país durante 2014, según FUSADES, provocaron que 192,000 personas disminuyeran su calidad de vida y pasaran a una condición de pobreza.
Enlace copiado
Pobreza.  El material de la vivienda incide en la calidad de vida de las personas, afirma la Encuesta de Hogares de Propósitos Múltiples. Miles de casas están hechas de láminas.

Pobreza. El material de la vivienda incide en la calidad de vida de las personas, afirma la Encuesta de Hogares de Propósitos Múltiples. Miles de casas están hechas de láminas.

FUSADES: Pobreza subió 2.4 % en 2014

FUSADES: Pobreza subió 2.4 % en 2014

Enlace copiado
En El Salvador, un estimado de 192,000 personas pasaron a condición de pobreza en 2014, bajando su calidad de vida, debido al desempleo y al aumento de la canasta básica, informó ayer la Fundación Salvadoreña para El Desarrollo Económico y Social (FUSADES).

Esa cantidad de personas equivale a los pobladores de los municipios de San Marcos y Santa Tecla o al total de la población del departamento de Morazán, ilustró Pedro Argumedo, analista del Departamento de Estudios Económicos (DEES) en FUSADES.

El año pasado, según el análisis, el porcentaje de personas pobres en el país aumentó a un 37.2 %; cifra que indica un aumento de 2.4 % respecto a las reportadas en 2013, cuando fueron 34.8 %.

La entidad hizo públicos los resultados en el marco de la presentación del informe de coyuntura económica, en el que se detalló la evaluación y análisis de los indicadores económicos correspondientes al tercer trimestre de 2015.

Los datos revelados ayer por el tanque de pensamiento fueron elaborados en base con los resultados consignados en la Encuesta de Hogares de Propósitos Múltiples (EHPM) de 2014, que es parte del trabajo que desarrolla la Dirección General de Estadísticas y Censos (DIGESTYC) y cuyos resultados fueron publicados en octubre de este año.

La EHPM consigna que la pobreza se divide en dos tipos: extrema y relativa. La principal referencia es el valor de la Canasta Básica Alimentaria (CBA) y las posibilidades que tienen las familias para adquirir dos o adquirir una.

“(El año pasado) en el área rural un 37.9 % de hogares se encuentran en pobreza, de los cuales el 10.9% están en pobreza extrema y el 27.0% en pobreza relativa”, consigna la encuesta estatal.

El informe oficial de 2013 reconfirma que entre un año y otro aumentó la cantidad de personas en pobreza de la zona rural de 36 % a 37.9 %.

En 2014, el costo anual de la canasta básica en la zona urbana fue de $49.53 y de la rural de $30.73, presentando aumentos respecto del valor registrado en 2013.

FUSADES afirma que las personas pasaron a una condición de pobreza debido a que no obtuvieron los suficientes ingresos para adquirir la cantidad de alimentos que requiere el organismo a diario, que equivalen a 2,200 kilocalorías.

“Lo que hubo en 2014 fue un fenómeno de que aumentaron los precios de los alimentos. El aumento de precios implicó que las personas no pudieran comprar la canasta básica y se fueron a ser pobres”, indicó Argumedo.

Relación de la pobreza con el desempleo

Las personas disminuyen su capacidad de adquirir alimentos cuando están desempleados. Los consumidores, con frecuencia, se quejan del alza de precios en los productos de consumo básico.

El año pasado, el aumento del precio de los frijoles, que es un alimento básico en la dieta de los salvadoreños, afectó a los consumidores.

La libra del grano llegó a costar hasta $1.50 en diversas plazas y mercados del país. En tanto, el maíz, otro producto importante en la alimentación nacional, también reportó un aumento entre $0.05 y $0.15 y la libra llegó a costar hasta $0.35.

El año pasado, cuando 192,000 pasaron a condición de pobreza, la tasa de desempleo fue de 7 % , es decir que reflejó un aumento de 1.1 % respecto a 2013 (año en que fue de 5.9 %).

El tanque de pensamiento asevera que es urgente que en el país sean generados una mayor cantidad de empleos, para evitar que más personas sigan cayendo en condición de pobreza.

FUSADES ve con preocupación la radicalización de los discursos políticos y la polarización que promueven entre la población, pues a su juicio afectan la atracción de inversión extranjera y frenan la generación de empleos.

“De cara a 2016 es necesario mejorar el clima de inversión y reactivar la creación de empleos productivos”, consignó FUSADES en sus conclusiones.

En El Salvador, anualmente en promedio son generados 9,000 nuevos empleos formales. Sin embargo, esa cantidad de plazas nuevas no logra cubrir la necesidad de las 60,000 personas que se lanzan anualmente a buscar trabajo.

Tags:

  • FUSADES
  • pobreza
  • pobreza extrema
  • pobreza relativa
  • desempleo
  • alimentos
  • canasta basica
  • EHPM

Lee también

Comentarios